08 de diciembre de 2018
08.12.2018
Arona

Canaragua analizará el agua de los grifos de las viviendas e instalaciones públicas

La empresa concesionaria pone en marcha un sistema de control que implicará la toma de 134 muestras en las nueve zonas de abastecimiento en el municipio

08.12.2018 | 00:30

El Ayuntamiento de Arona quiere garantizar que el agua que beben sus vecinos sea de la máxima calidad, no ya en origen, donde se realizan las muestras legalmente establecidas de forma periódica, sino en los puntos de consumo, ya sea en edificios públicos, colegios, centros sanitarios o domicilios particulares, dando, de esta forma, un salto de calidad en sus servicios públicos.

Para ello, el área de Medio Ambiente, Obras Públicas e Infraestructura del Ayuntamiento de Arona, que dirige el concejal José Luis Gómez, a través de la empresa concesionaria Canaragua, ha puesto en marcha un sistema de control y análisis que supondrá la toma de un total de 134 muestras de agua en las nueve zonas de abastecimiento en las que se divide el municipio.

Las muestras

Cada muestra será sometida a un análisis que determinará los niveles de diversos parámetros de control, como el olor, color, sabor, turbidez, ph, conductividad eléctrica a 20 grados centígrados, cloro libre residual, hierro, amonio, bacterias coliformes totales o E.coli.

Los resultados serán remitidos al usuario o responsable junto a una carta en la que se indicará la calificación del agua, contactando con los interesados para sugerir las actuaciones a realizar para corregir las posibles anomalías halladas.

Además de agradecer la colaboración de vecinos e instituciones en el acceso a sus hogares e instalaciones al personal de Canaragua, que estará debidamente identificado y acreditado, el concejal de Medio Ambiente, Obras Públicas e Infraestructuras subrayó "la necesidad de dar a los vecinos de Arona las máximas garantías sobre el agua potable, detectando cualquier anomalía que se pueda producir no solo en el punto de origen del agua, sino en el de recepción y consumo".

José Luis Gómez también explicó que "con esta medida pionera entre los municipios de las Islas, no solo estamos cumpliendo con la normativa vigente, sino que damos un salto de calidad en los servicios públicos que presta el Ayuntamiento a los vecinos, que tendrán totales garantías sobre el agua que consumen".

"No solo se trata de una obligación de las instituciones y usuarios que se sometan a los análisis, sino que el propio Ayuntamiento está asumiendo un compromiso con sus ciudadanos", concluyó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook