03 de junio de 2013
03.06.2013
santa cruz

Las Gaviotas vuelve a deleitar al surfista

Una veintena de bañistas acuden a la recién recuperada playa a disfrutar de la apertura

03.06.2013 | 16:43
Las Gaviotas vuelve a deleitar al surfista
Un grupo de amigos del Norte de la Isla decidió hacer una excursión a Santa Cruz para ver si se encontraban con algo de sol. Los jóvenes echaron una partida de cartas en la Playa de Las Gaviotas.

Tras tres años cerrada por motivos de seguridad ante el riesgo de desprendimientos, el Ayuntamiento de Santa Cruz reabrió Las Gaviotas la semana pasada. Alejado el peligro de que le caiga una piedra encima a alguien, los primeros en aprovecharse fueron los aficionados al surf y al bodyboard.

Ya no hay valla ni prohibición que impida a los chicharreros disfrutar de ella. El verdadero impedimento para que muchos acudieran a bañarse en los primeros días tras la reapertura de la Playa de Las Gaviotas fue el tiempo desapacible que predominó durante la semana pasada cuando el verano ya se encuentra a la vuelta de la esquina. El fin de semana, con la subida de las temperaturas, el panorama de la playa cambió y los incondicionales, los aficionados al surf y al bodyboard, tuvieron más compañía de la habitual.

"Estamos muy contentos de que se pueda volver a la playa porque solíamos venir aquí a hacer deporte antes de que se cerrara", explicó Aitor Llanes, un deportista que cabalga sobre las olas. Llanes acudió a Las Gaviotas acompañado por Alejandro Hernández y Francisco Javier Minguillón, quienes no solo se mostraron satisfechos con la reapertura de Las Gaviotas, sino que también apuntaron que se habían enterado de que esta playa ya se podía utilizar porque comprobaron desde la carretera que ya habían retirado la valla que impedía el paso.

"Nos llevamos una gran sorpresa", comentó Hernández. "Ya era hora de que el Ayuntamiento de Santa Cruz hiciera lo que tenía que hacer y nos permitiera estar en Las Gaviotas", manifestó Minguillón mientras terminaba de ajustarse su traje de neopreno para empezar a disfrutar de las olas.

Algo más allá de este grupo de deportistas se instaló otro de bañistas. "Estamos encantados con que la playa se puede volver a utilizar", aseguró Melania González a la vez que tiraba una de las cartas que tenía en las manos para no interrumpir la partida que estaba jugando con su grupo de amigos.

Los trabajos de contención de taludes y las obras de saneamiento se iniciaron el pasado 24 de abril y concluyeron a mediados de la pasada semana. A pesar de que estas labores, que garantizan la seguridad de los bañistas debido a que existía un peligro de derrumbe, ya han concluido, el Ayuntamiento santacrucero sólo ha reabierto el 70% de la playa. En cuanto a los motivos que han llevado a la Corporación a ejecutar solo la primera parte de la obra, el concejal de Servicios Públicos en Santa Cruz, Dámaso Arteaga, ya explicó que el Ayuntamiento no disponía de los fondos necesarios para acometer el 30% de los trabajos.

Por ello, hasta que la Corporación santacrucera disponga del dinero que le permita concluir la obra, los bañistas solo podrán utilizar la zona de arena mientras que la de rocas continuará cerrada a los bañistas. Para que los usuarios sepan en qué lugar tienen prohibido tumbarse a coger el sol, se han colocado no solo una valla azul sino también varias señales que advierten de que se pueden producir desprendimientos en ese espacio.

Asimismo, Arteaga también explicó que el Ayuntamiento acuda a la Playa de Las Gaviotas para sancionar a todos aquellos bañistas que ubiquen sus toallas en la parte que aún no ha sido reabierta. A pesar de esta prohibición y de la señalización, algunos usuarios estaban instalados tras las vallas y las señalizaciones de peligro.

"No sabemos muy bien en qué han consistido las obras y tampoco es que se aprecien grandes cambios pero estamos muy contentos de poder venir a Las Gaviotas", afirmó esta joven para añadir: "somos todos del Norte y vinimos a Santa Cruz buscando algo de sol".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook