06 de mayo de 2012
06.05.2012
La Laguna

Un desfile de bellezas con patas y hocicos

Guamasa acoge la XXVI exposición de perros de caza con más de 100 participantes

06.05.2012 | 03:53


Galería Fotográfica

Un desfile de bellezas con patas y hocicos

Detalle de la muestra canina de perros de caza de Guamasa.

Más de un centenar de animales inscritos y 90 premios a repartir entre los ejemplares más elegantes completan el saldo de la vigésimo sexta edición de la exposición de perros de caza de La Laguna. Los cazadores tinerfeños quieren demostrar el amor que sienten por sus perros. Los consideran parte esencial de su afición y para exhibirlos organizan ferias periódicas dedicadas a sus compañeros de armas caninos.
Desde las 10:00 horas de la mañana, los participantes fueron inscribiendo a sus mejores perros en el concurso. El terreno que está frente al conocido restaurante El Portela, en Guamasa, sirvió como ya es tradición para que el jurado valorara la calidad y belleza de los esbeltos animales.
La caza es un deporte con gran arraigo en la Isla. De hecho, el año pasado se tramitaron unas 6.600 licencias en Tenerife. Cada cazador tiene su propio grupo de perros y, según explicaron, estos animales se convierten en miembros por derecho propio de la familia. Quieren desterrar la mala fama que les ha acompañado durante décadas. Un cazador tiene en su perro a un compañero y nunca trataría mal a sus animales.
Fidel Suárez es miembro del Club de Caza el Podenco, organizador del encuentro, y ayer enumeró los tipos de perros reunidos en la muestra lagunera. Desde los famosos podencos, en sus variedades con pedigrí o enrazados, hasta los pointer, los braco, los mallorquines y los jalpudos. "Para un cazador, un perro es un miembro más de su familia", recalca Suárez. "Son ejemplares muy dóciles y nobles, no hay más que ver lo bien que se comportan cuando están juntos", aseguró.
El cielo lagunero presentaba ayer su cara más veraniega y centenares de personas se acercaron a Guamasa para disfrutar con los perros llegados desde todos los municipios tinerfeños.
Mientras el jurado hacía desfilar a los animales, sus dueños aprovechaban para compartir consejos sobre cuidados y adiestramiento. "Tengo siete perros y les dedico mucho tiempo, hace más de quince años que es mi afición", explicó José Antonio Rodríguez. Mientras esperaba el veredicto final, posó orgulloso junto a Gabinete, un campeón que acumula 18 primeros premios en su periplo por todas las Islas.
Su dedicación a los animales llega a tal extremo, que muchas veces tienen que criarlos a biberón. Miguel de La Paz es otro cazador que presentó ayer a su cachorra Perla, una pequeña pointer americana de apenas siete meses, y se alzó con el primer premio de su categoría.
Todos los participantes quieren exhibir a sus animales. Su pasión son los perros y algunos confiesan que les gusta incluso más el tiempo que les dedican a sus pequeños amigos que salir después a cazar. "Estos animales están muy controlados, se exigen vacunas anuales y los adiestramientos de invierno y verano se hacen en espacios autorizados para ellos", recalca Suárez.
Los que consiguieron ayer un premio en las distintas modalidades según raza, edad y sexo del animal, se llevaron para casa un trofeo y un saco de pienso. Algo que no viene nada mal a los propietarios ya que cada perro gasta una media de un saco al mes.
Mientras, la distinción al mejor ejemplar de este año se lo llevó el podenco Teide, de Manuel Mesa. Su pelo y el porte de su trote conquistó a los miembros del jurado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine