05 de junio de 2008
05.06.2008
Güímar

Quién arregla los Barrancos

El juzgado admite la querella por delito ecológico contra las areneras y llamará a declarar a Plasencia

05.06.2008 | 01:00
La restauración de la zona de los Barrancos de Güímar sigue sin concretarse.

La recuperación ambiental y paisajística de la zona de los Barrancos de Güímar, en la que se ha centrado buena parte de la actividad arenera del Valle, sigue en el aire y aún se desconoce quién deberá redactar el plan o proyecto, ejecutar la restauración o cuánto costará. Así lo explicó la consejera insular de Planificación, María del Pino de León, quien ratificó el compromiso del presidente del Cabildo, Ricardo Melchior, de que la actividad extractiva no regresará a la zona. Ahora sin areneras, la incertidumbre sobre qué hacer con los agujeros de decenas de metros continúa.
La consejera dejó claro que el Cabildo nunca se comprometió a sustituir el plan extractivo por otro para la restauración de la zona y la canalización de los barrancos -como pidió el Ayuntamiento- y que en la redacción de este último, el Cabildo "sólo puede colaborar en su elaboración, pero no es competente para ejecutarlo".
En este sentido, De León explicó que la polémica sobre qué se debe modificar primero para que los barrancos pasen de ser zona de aprovechamiento minero a suelo rústico de protección agraria, si el PIOT o el PGO, es infundada, en tanto "cada administración, en ejercicio de sus competencias, debe hacerlo por separado", aunque sí "nos sentaremos a estudiar, con los técnicos y juristas, para seguir avanzando en la mejor forma de recuperar la zona".
Además, De León apuntó que quizá no sea necesario modificar el PIOT -algo que demandan las asociaciones y el Ayuntamiento de Güímar- y fue rotunda en que otras administraciones, incluido el Ayuntamiento, han permitido la explotación descontrolada de la zona durante 40 años.
En este sentido, los vecinos exigen que deben ser las areneras las que paguen la restauración de los daños que han provocado. Con esta finalidad y para atribuir la responsabilidad penal y legal del "mayor atentado paisajístico de Canarias", Alternativa por Güímar presentó una querella por delito ecológico contra las cinco areneras que, tras múltiples vicisitudes, regresa a los tribunales. El portavoz de esta formación, Francisco Hernández, explicó que el juzgado de Güímar, como le reclamaba la Fiscalía, ha ordenado la contratación de un perito para valorar los daños de la actividad de estas empresas, así como que se llamará a declarar al único titular de las areneras que aún no lo ha hecho, Fernando Plasencia. "El Cabildo no se compromete a restaurar, por lo que hay que atribuir responsabilidades de manera inmediata", señaló Hernández.

Yanes confía en el presidente

El alcalde de Güímar, Rafael Yanes, aseguró que confía en el compromiso del presidente del Cabildo, Ricardo Melchior, que en dos ocasiones, ha dicho que impulsará la modificación del PIOT "para que la zona de los Barrancos de Güímar sea de uso agrícola, así como la redacción del plan para la restauración de este ámbito y la canalización de los barrancos". En este sentido, Yanes apuntó a que "no contemplo que el Cabildo, después de que su presidente haya adquirido este compromiso, se eche atrás en la recuperación de la zona". El alcalde respondió así a las declaraciones de la consejera insular de Planificación, quien mantiene que el Cabildo no se ha comprometido a restaurar la zona y que "es la segunda vez que ocurre", explicó Yanes.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine