22 de mayo de 2012
22.05.2012

Un bebé se queda encerrado en un coche durante la ola de calor en Adeje

Un policía local rompió la ventanilla trasera del turismo y rescató a la niña de cinco meses

22.05.2012 | 03:15

Agentes de la Policía Local de Adeje en colaboración con los bomberos voluntarios del municipio salvaron la vida a una niña de cinco meses que el pasado jueves se quedó encerrada en el interior de un turismo.
Los hechos ocurrieron sobre las 11:30 horas del pasado jueves y fue la madre la que alertó a los servicios de emergencias. Realizó una llamada de auxilio comunicando que en una calle de la urbanización Villa del Conde de Adeje su hija de cinco meses se había quedado encerrada en el interior de su coche, un vehículo de la marca Volkswagen.
La madre de nacionalidad lituana, pero con residencia en Adeje se tuvo que valer de una amiga que hizo las veces de intérprete, puesto que tal era su grado de desesperación que apenas podía entenderse con los servicios de emergencia.
Los primeros en llegar al lugar fueron varias dotaciones de la Policía Local de Adeje, uno de cuyos agentes no vaciló en fracturar el cristal trasero. La niña no paraba de llorar y la temperatura exterior rondaba los 40 grados centígrados.
Al parecer, según relató la madre a los agentes, las llaves se le habían quedado dentro del bolso que estaba en el asiento trasero de su coche cuando se bajó. El problema fue que las cerraduras del turismo se bloquearon por lo que era imposible abrirlo sin llaves.
Finalmente, los funcionarios policiales lograron romper la ventanilla trasera y, a través de la misma, uno de los policías introdujo su cuerpo y llegó hasta la silla de bebé, donde se encontraba la menor. El agente la liberó de su cinturón de seguridad e hizo entrega de la misma a la madre que fue presa de un ataque de nervios.
Sucesos como este, en más de una ocasión han terminado en tragedia. En julio de 2009, la Ertzaintza detuvo a una mujer por homicidio imprudente, después de que su hijo de tan sólo tres años de edad fuera hallado muerto en el interior de su vehículo. Ocurrió pasadas las dos de la tarde en el término municipal de Leioa y, según fuentes del departamento de Interior, fue la propia madre la que llamó a las autoridades y a los servicios de emergencia después de percatarse de lo ocurrido. El niño carecía de pulso y los servicios sanitarios nada pudieron hacer por su vida.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine