18 de mayo de 2018
18.05.2018

Alumnos y docentes exigen prorrogar los criterios de baremación de la EBAU

La comunidad educativa denuncia que las universidades canarias hayan cambiado la norma para el próximo examen cuando los estudiantes ya estaban matriculados

17.05.2018 | 23:33
Alumnos y docentes exigen prorrogar los criterios de baremación de la EBAU

Solo restan unos días para que los estudiantes de Bachiller concluyan la etapa y se enfrente las pruebas antes conocidas como selectividad y que deben servir para abrirles la puerta a los estudios superiores. Sin embargo, la próxima Evaluación de Bachillerato para Acceso a la Universidad (EBAU) se cierne para los alumnos con más incertidumbre de lo habitual y cierto enfado. Apoyados por sus propios profesores y por el Consejo Escolar de Canarias, los jóvenes manifiestan su oposición a la baremación de las materias aprobada por las dos instituciones académicas del Archipiélago puesto que, según explican, "se han modificado después de la matrícula, con lo que cambian las normas del juego a mitad de camino".

Por ello, exigen tanto a la Universidad de La Laguna (ULL) como a la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (Ulpgc) que prorrogue la ponderación establecida para el examen anterior de tal manera que los escolares puedan realizar las pruebas en las mismas circunstancias para las que se matricularon. Así lo indica el propio Consejo Escolar de Canarias en un informe elaborado por la Comisión Permanente del órgano, en el que reclama a los dos centros docentes que "se establezca para esta convocatoria una ponderación incremental" y plantean que se elabore "a partir de las ponderaciones vigentes el curso pasado y las publicadas en julio de 2017".

Así, el órgano de representación de la comunidad educativa, presidido por Ramón Aciego, entiende que con esta medida se "respetaría la máxima ponderación posible" de las materias de opción que los alumnos de segundo curso de Bachillerato cursan actualmente.

A ello se suman diferentes centros educativos del Archipiélago, liderados por el Instituto de Enseñanza Secundaria San Benito, en La Laguna, que entiende que la medida "que tendría carácter transitorio" para los exámenes que se desarrollarán este verano, permite que "sean respetados los principios de no discriminación y de igualdad del alumnado que quiere acceder a estudios superiores".

Hay que tener en cuenta que la ponderación se establece para que los estudiantes puedan elevar la calificación global de la EBAU en función de la carrera que finalmente elijan. En el escrito elaborado por el IES tinerfeño y que según fuentes del centros ya ha sido refrendado por institutos del resto de islas, recurre a un ejemplo para mostrar la importancia de la ponderación.

"El alumnado que tenía intención de realizar el Grado de Ciencias de Actividad Física y el Deporte debía matricularse en primero en la modalidad de Ciencias, itinerario de Ciencias de la Salud porque Biología y Química ponderaban 0,2 en la EBAU", explica el comunicado que añade que con el cambio de las ponderaciones al llegar a segundo de Bachillerato "el estudiante se encuentra con que Química no pondera, Biología pasa a 0,1 y Economía, en otro itinerario, se pondera con 0,2". "Desconcierto", "desencanto" y "perjuicio" son algunos de los adjetivos con los que los afectados se refieren a este cambio.

A ello se suma, según puntualiza el Consejo Escolar de Canarias, que "la información sobre las nuevas ponderaciones no se ha trasladado a los centros con la debida premura y tras el cierre de las aplicaciones informáticas para la confección de las plantillas", con lo que los institutos no han podido ofrecer a los estudiantes un cambio de grupo que se adecue más a la perspectiva de su futuro académico. Ademas, entienden que las universidades deberían aprobar este tipo de cambios "a dos años vista" para que no repercuta a los estudiantes.

Para la Universidad de La Laguna, no obstante, la modificación no tiene tan grave perjuicio y de hecho tal y como asegura el vicerrector de Alumnado de la institución académica, José Manuel Rodríguez Fraga, "los cambios se realizaron en la mayor parte de los casos cuando aún estaba la matrícula abierta" para los estudiantes de Secundaria. Además, aunque admite que el correo informativo llegó "unos días más tarde" a los centros escolares, "se les había informado previamente de que iba a haber una modificación de la ponderación".

Rodríguez Fraga argumenta que, en conjunto con la Ulpgc, la institución lagunera apostó por cambiar estos criterios con el objetivo de "adaptarlos al perfil profesional para cada titulación, de tal manera que se ponderen aquellas materias que tienen que ver con cada carrera" y señala que "en general, se poderan las asignaturas relacionadas con la rama de conocimiento aunque hay excepciones si la titulación tiene contenidos de otra rama". Es el caso del grado de Restauración, que incluye contenidos de Química.

En ese sentido, señala que en lo que se conoce como ADE "se ha dejado de ponderar las materias de Química y Biología" porque no se corresponden con el perfil profesional de la carrera y de hecho, según el vicerrector es "el grado en el que el cambio pudiera tener problemas porque tiene una nota de corte alta". Precisamente, sostiene que la mayor parte de los cambios afectan a carreras con notas de acceso más bajas, teniendo en cuenta que la clasificación más alta cuando se realizan los exámenes de opción es de 14. "Las de Ciencias de la Salud, que son las más demandas y con notas más altas, se han mantenido", dice Rodríguez Fraga.

Según su argumento, en el que asegura que "la mayor parte de los centros pudieron cambiar de grupo a los estudiantes", estos cambios en la ponderación obedecen a la necesidad de mejorar los resultados académicos, al entender que "hay que garantizar que lo importante sea la base al entrar y no la nota con la que se entra".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook