25 de mayo de 2012
25.05.2012
Curiosidades

Un niño llamado Inem

La mujer que dio a luz en una oficina de empleo de Alcorcón quiere que su hijo "se acuerde" donde nació

25.05.2012 | 19:54

El niño que nació el pasado miércoles en una oficina de empleo de la localidad madrileña de Alcorcón se llamará Inem, en recuerdo del lugar en el que vino al mundo inesperadamente, entre las personas que hacían cola en demanda de un trabajo.

La madre del bebé, una nigeriana llamada Clarice, ha explicado este viernes en el hospital de Alcorcón a Efe-Televisión que ha decidido ponerle dicho nombre "para que se acuerde de dónde ha nacido", una oficina de empleo de la calle Puerto de Lagos de Alcorcón llena de demandantes de empleo, y asistido por una médico psiquiatra.

La mujer confía en que esto sea una señal para que ella encuentre trabajo "rápidamente", que es lo que buscaba en el momento en el que le sobrevino el parto.

Se trata del sexto hijo de Clarice y su marido, pero a diferencia del resto vino al mundo "inesperadamente", un mes antes de lo que les habían dicho, y en apenas veinte minutos.

"Fue más o menos como en una película", ha explicado Clarice, que ha recordado como al ir a la oficina del Inem sentía "un poco de molestia y dolor" que consideró "normal, por la postura y por el tiempo de embarazo".

Una vez en la oficina aumentaron las molestias, comenzó a encontrarse mal y pidió a los empleados de la oficina que la atendiesen rápido porque pensó que podía estar de parto.

"Me abrieron paso hacia una mesa (para atenderla) pero el ordenador no funcionaba, momento en el que sentí dolor, fui al baño y dije que no podía esperar más, que me dieran otra cita o un justificante para poder volver otro día... pero mientras hacían eso se puso más fuerte el dolor, hasta que rompí aguas y ya no podía hacer nada, y di a luz", ha relatado.

Los trabajadores preguntaron si había algún médico en la sala y una doctora de 32 años, especializada en Psiquiatría, la atendió con ayuda de varias personas que estaban en el local, que le fueron dejando prendas de ropa, e incluso empleados de un bar cercano que llevaron paños y agua caliente.

Clarice ha incidido en que todo "fue muy muy rápido, nadie lo esperaba", incluida ella, y todo el proceso duró apenas veinte minutos, de manera que el bebé nació allí, antes de que llegase la ambulancia.

Ahora la madre se recupera en el hospital de Alcorcón junto a su hijo Inem, y confía en que este feliz suceso sirva para encontrar un trabajo de cocinera -su último trabajo antes de quedarse en paro- "o de cualquier otra cosa que venga".

La mujer lleva casi veinte años en España y a sus 40 años tiene seis hijos, el mayor de ellos de 22 años.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine