10 de mayo de 2012
10.05.2012

Una ecuación llamada Hayek

La comunidad científica isleña llora la pérdida del impulsor del estudio y la investigación matemática en el Archipiélago

10.05.2012 | 16:49
El profesor de la Universidad de La Laguna, Nácere Hayek.

Matemático incansable, Nácere Hayek estuvo trabajando hasta la tarde antes de su fallecimiento, a los 89 años, hace unos días. El profesor de la Universidad de La Laguna mantuvo hasta el último momento la pasión por su profesión, pero a los que lo conocían tampoco les sorprendió. Familiares, amigos, compañeros y alumnos vieron como el profesor emérito lagunero tuvo "el empuje" y "la fuerza" necesaria para sentar las bases de los estudios de matemáticas en Canarias.

Así lo recuerdan los docentes de esta titulación en la ULL, Fernando Pérez y Juan Trujillo, quienes destacan de Hayek su labor al frente de la Facultad de Matemáticas. Al terminar sus doctorado en la Universidad de Barcelona, con calificación cum laude, volvió a su tierra natal y en Canarias se dedicó a la enseñanza: en el instituto Cabrera Pinto y en los estudios universitario de Ciencias en Las Palmas de Gran Canaria, por aquel entonces aún arrancando.

Tal era su afán por dotar al Archipiélago de una base en estudios matemáticos, que fundo la Facultad en La Laguna y fue su primer decano. "Abrió nuevas líneas de investigación, no solo propias sino también a sus alumnos y además se encargó de toda una labor de gestión importante para colocar las Matemáticas en las Islas", resumió el que fuera también alumno suyo Juan Trujillo.

Premio Canarias de la Investigación y Medalla de Oro de la Universidad de La Laguna, Nácere Hayek se ganó el cariño de sus compañeros y alumnos por su cordialidad y su humanidad. "Era una persona sensible ante todo, inteligente, bondadoso y un caballero", define Trujillo, quien asegura que si el profesor Hayek hubiera querido, "también habría sido un gran humanista". "Le gustaba mucho leer y escribir, que además lo hacía muy bien", añade el profesor.

Su gran memoria y su capacidad de análisis convirtieron a Nácere Hayek en un gran matemático, pero su fortaleza y su confianza en su misma hicieron de él una persona querida. Su vida fue una ecuación en la que seguir trabajando.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine