01 de marzo de 2011
01.03.2011

Los ganaderos se plantan y exigen al Gobierno ayudas

Agate reclama más fondos públicos para apoyar la comercialización local de la carne

01.03.2011 | 12:50
Ganaderos de Tenerife durante una protesta en 2007.

Los ganaderos de Tenerife han llegado al límite. El viernes pasado decidieron echarse a la calle si la reunión de ayer con el presidente del Gobierno de Canarias, Paulino Rivero, resultaba un fracaso. Sin embargo, los ánimos se han apaciguado tras los compromisos adquiridos por el dirigente regional. El presidente de la Asociación de Ganaderos de Tenerife (Agate), Pedro Molina, informó de que el encuentro fue satisfactorio para el sector, pero espera que los compromisos se cumplan y no sean meras promesas electorales. De lo contrario, pensarán en otras medidas de presión.

Las peticiones que los ganaderos pusieron sobre la mesa tienen como objetivo asegurar el futuro del sector en la Isla y para ello han pedido, ante todo, la modificación del Posei (programa europeo de ayuda al sector primario de Canarias). En concreto, Molina solicitó al presidente que destinara más presupuesto para apoyar la comercialización local de la carne de porcino, vacuno y conejo. Según el representante de Agate, Rivero está dispuesto a estudiar la forma de afrontar esta reivindicación para ver si es posible.

Además, los ganaderos quieren que las ayudas económicas de los gobiernos español y canario que llegan a través del Posei pasen a ser exclusivamente comunitarias. Agate considera de justicia esta medida, ya que es la Unión Europea la que está permitiendo la competencia "desleal" de otros países exportadores de carne en Canarias. Molina explicó que los cárnicos foráneos llegan a las Islas subvencionados o sin pagar aranceles y esto supone una desventaja para la producción local que se ve reflejada en el precio final.

En cuanto a las ayudas del Posei de 2009, el Gobierno regional se ha comprometido a pagar antes de final de marzo los nueve millones de euros que tiene que ingresar al sector. Los ganaderos también solicitaron a Rivero que adelante el pago de los más de 23 millones que tienen que recibir con cargo al Posei de 2010 y con fecha límite el 30 de junio. Según Molina, el presidente ya ha dado la orden de agilizar el ingreso.

Agate considera que ha llegado el momento de ser una prioridad en el reparto de las ayudas que el Estado y Canarias da a los grupos del sector primario. "Si no hay dinero para pagar a todos, queremos que los ganaderos seamos los primeros en la lista de prioridades, ya que ya hemos sido los últimos otros años", indicó Molina.

Otra de las reivindicaciones tiene que ver con la adaptación de las explotaciones ganaderas a la Ley de Bienestar de los Animales. Para eso, Rivero se ha comprometido a destinar 1,5 millones de euros, que se repartirán a través de una convocatoria pública.

El presidente de Agate reconoció ayer que solucionar todos los problemas del sector en una sola reunión es imposible. Por eso espera que la comunicación con el Gobierno sea fluida y los compromisos se vayan cumpliendo poco a poco.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook