12 de abril de 2010
12.04.2010

Sólo el 25% de los enfermos de cáncer de pulmón pueden operarse

El tabaquismo está asociado al 85 por ciento de los tumores en ese órgano

12.04.2010 | 13:54

Sólo un 25 por ciento de los casos de cáncer de pulmón pueden recibir tratamiento quirúrgico, dado que la mayoría de los tumores que afectan a ese órgano son ya muy agresivos cuando se detecta la enfermedad, según apuntó Miguel Ponce, médico especialista del Servicio de Neumología del Hospital Universitario de Gran Canaria Doctor Negrín.

Ponce ofreció recientemente la conferencia Tabaco y Cáncer en el Club Prensa Canaria, dentro del ciclo Canarias contra el cáncer.
El tabaquismo está asociado al 85 por ciento de los tumores que afectan al pulmón. Su detección tardía deja a uno de cada cuatro pacientes sin la opción extirparlos a través de una cirugía. Esta limitación respecto a los tratamientos que se pueden aplicar a este tipo de pacientes oncológicos hace que su mortalidad sea alta. "La mejor prevención es la de no fumar", agregó Ponce.

De hecho, según recordó el neumólogo, el de pulmón es el cáncer más frecuente en el hombre, y también el más letal y, además, es uno de los tres más prevalentes entre las mujeres, género en el que el primer lugar del ranking lo sigue ocupando el cáncer de mama.

Pero además de afectar al aparato respiratorio, el tabaco aparece vinculado al cáncer que se produce en otros órganos. En este sentido, Miguel Ponce recordó que la inhalación de las sustancias tóxicas contenidas en el tabaco también está asociada a los tipos de tumores que se desarrollan en la laringe y la lengua, cánceres que aumentan su prevalencia además al consumo de alcohol.

Asimismo, los tumores de esófago, estómago y vejiga se relacionan con el consumo de tabaco. "E incluso el cáncer de mama y el cáncer de cérvix", señaló el especialista durante su intervención.

Aunque el pulmón es el más afectado por la acción de las sustancias carcinógenas que posee el tabaco, dado que recibe de forma directa el humo que desprende cuando se fuma, se sabe que esas sustancias actúan provocando la alteración celular, origen de los tumores, en otras zonas del organismo, según recordó el neumólogo en su conferencia.

Dada la acreditada vinculación entre el tabaco y la aparición del cáncer, junto a la incidencia en otras graves enfermedades respiratorias y cardiovasculares, Miguel Ponce abogó ayer por los espacios libres de humo y la modificación de la conocida como ley antitabaco para reforzar la prohibición a todos los lugares públicos. En este sentido, y recordando las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud subrayó la importancia de "la protección de los no fumadores".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook