26 de enero de 2018
26.01.2018
el análisis

Es la industria

26.01.2018 | 02:35
Es la industria

Tenemos que plantearnos la importancia que tiene el sector industrial en cualquier economía desarrollada y por ello debemos en Canarias concienciarnos, toda la sociedad canaria y la clase política, de lo importante que será para el desarrollo económico fortalecer al sector industrial canario.

Es la industria uno de los sectores clave que nos puede ayudar a consolidar este repunte económico que se está produciendo, pero, sobre todo, para lograr una diversificación real de la economía de Canarias y permitir un crecimiento que genere una mayor creación de empleo de la que en la actualidad ya se está consiguiendo.

La industria aporta una gran actividad a otros sectores y ramas de la economía en Canarias. Así, normalmente, por cada empleo en el sector industrial se crean tres puestos de trabajo en los sectores con él relacionados. Además, no podemos olvidar que los países con un alto peso de su sector industrial dentro del PIB son los que no solo mejor han aguantado la crisis, sino que son los que hoy en día mayores tasas de crecimiento están experimentando.

La industria es un sector con una elevada inversión en bienes de equipo y, al mismo tiempo, favorece e impulsa la investigación y la innovación (I+D+i) para el desarrollo de mejoras en sus productos y procesos, y al mismo tiempo lleva a cabo una formación continua de su capital humano.

La industria canaria ha asumido un modelo de gestión empresarial adaptado a la demanda y a los requerimientos tecnológicos, de calidad, innovación, de seguridad y de valor añadido que la Unión Europea ha establecido, lo que le aporta condiciones para que sus productos sean competitivos y cubran las necesidades de los consumidores.

Pero todavía queda un camino por recorrer, y aquí las Administraciones Públicas juegan un papel fundamental en el diseño de medidas y políticas que permitan reforzar la capacidad de adaptación e innovación permanente de la industria canaria, facilitando la inversión en nuevas tecnologías y asumiendo los cambios introducidos por el aumento de la digitalización y la transición a una economía circular. Al mismo tiempo, el propio sector industrial debe hacer cuanto esté en su mano por mejorar la base tecnológica, adaptar los modelos de negocio a situaciones futuras e interiorizar los principios de desarrollo sostenible, así como integrar la innovación en todos sus procesos productivos.

El futuro de la industria será digital. La transformación digital está en el núcleo de la revolución industrial en curso. Los avances tecnológicos, como los macrodatos, la inteligencia artificial y la robótica, el internet de las cosas y la informática de alto rendimiento están afectando a la propia naturaleza del trabajo y la sociedad en su conjunto. Con la aparición de las tecnologías digitales, el componente de servicios de la industria es cada vez más importante. Potenciar la asimilación de las tecnologías inteligentes a lo largo y ancho de las cadenas de valor en la industria y fomentar el crecimiento de las empresas es, por tanto, clave para el crecimiento y la competitividad de Canarias, y para ello es necesario que se tomen medidas para acelerar y mejorar la asimilación de tecnologías, sobre todo entre las pymes y las industrias tradicionales canarias.

La industria es el sector que posee los mayores niveles retributivos de la economía de Canarias, así como la mayor estabilidad en el empleo.

La industria canaria ofrece una implicación inequívoca con el territorio de las Islas Canarias. Es un sector con una clara vocación de permanencia en el tiempo e invierte de forma continua y permanente en la formación de sus trabajadores y en la mejora de sus procesos productivos.

La industria canaria siempre ha promovido la identificación de la población canaria con la industria local, mediante la producción de productos diferenciados y adaptados a los formatos que demandan los consumidores locales. Al mismo tiempo, se ha promovido y potenciado por el sector industrial de Canarias la manufactura de productos elaborados en Canarias, de alto valor añadido, lo que genera conocimiento y tecnología en las islas.

Sin duda, el sector industrial es un sector estratégico para Canarias y como tal debe ser considerado por la sociedad en su conjunto y, por las distintas Administraciones. Por ello, se deben articular las políticas y acciones necesarias para que la puesta en práctica de las mismas, y su aceptación por los sectores sociales y económicos, posibilite un desarrollo del sector industrial canario, tan necesario en unos momentos como el actual, donde se están dando los primeros pasos para un crecimiento económico que debe consolidarse con el tiempo y, sobre todo con el desarrollo paralelo del sector industrial de Canarias.

En definitiva, estoy seguro de que Canarias tiene y puede lograr las condiciones necesarias para que el sector industrial sea el pilar por el que se canalice la ansiada diversificación de la economía, para lograr la creación de empleo y generación de valor añadido necesaria para el desarrollo social y económico de Canarias. Esto se conseguirá con el apoyo de todos y se contribuye a ello potenciando el consumo de los productos elaborados en Canarias.

Entre todos lo vamos a conseguir, pero no para nosotros, sino para nuestra tierra y, sobre todo, por el futuro de nuestros hijos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine