16 de julio de 2018
16.07.2018
ÚLTIMA HORA
Abatido por la policía en Estrasburgo el terrorista que mató a tres personas

"El ganado de arrastre también tiene derecho a hacer deporte"

El desaparecido Pedro Molina, defensor a ultranza de los valores del sector primario, fue recordado en la XXX Feria de ganado de La Laguna

15.07.2018 | 23:47
Arrastre de ganado en la Casa del Ganadero, por el Camino de San Diego

"El ganado de arrastre también tiene derecho a hacer deporte". Con esta frase contestaba siempre Pedro Molina, fallecido el pasado mes de enero, a quienes se pronunciaban en contra de esta tradición ganadera, pues las voces de los animalistas que ahora se han vuelto a escuchar para rechazar la práctica del arrastre canario o el uso del narigón para conducir las reses, no es una novedad, sin embargo, parece que arrecian ahora las críticas. Quien fuera presidente de la Asociación de Agricultores y Ganaderos de Canarias (Agate) y de la Cooperativa del Campo La Candelaria, y en otro tiempo de la Federación de Arrastre Canario o la Asociación de Criadores de la Raza Bovina Canaria, lo tenía claro porque si no fuera por ellos, esta raza hace tiempo que se hubiera extinguido.

Aquella frase de Molina, precisamente, fue recordada ayer por el alcalde de La Laguna, el nacionalista José Alberto Díaz, al ser preguntado por las críticas que vuelven a poner sobre la mesa un presunto maltrato a los animales que se utilizan en las competiciones de arrastre de ganado canario.

El alcalde lagunero, que se encontraba en la Casa del Ganadero donde se celebraba la cuadragésimo primera Feria-Exposición de Ganado de La Laguna y la novena prueba de la XXX Concurso de Arrastre Cabildo Insular de Tenerife Premio Gobierno de Canarias 2018, afirmó que "para los animales de estas dimensiones, de 800 kilos o más, en una yunta en la que va una pareja de vacas o toros, no supone un esfuerzo significativo el arrastre de los sacos y la corsa y es, a la vez, un orgullo para quienes se dedican y viven del sector primario" y añadía, precisamente en referencia a las críticas de grupos animalistas, que un ganadero se le había acercado en la mañana de este domingo y en medio de la conversación le había dicho que "animalista era él, que se tenía que levantar todos los días a las cuatro de la mañana a cuidar del ganado, darles de comer y limpiarlo. Una labor diaria que le hacía sentir plenamente orgulloso", aseguraba el regidor que le comentaba entusiasmado este ganadero.

La totalidad de los ganaderos y representantes del sector primario son de esta misma opinión y aseguran que "no existe maltrato hacia unas reses cuya raza, de no ser por esta práctica y por el amor de los criadores de bovino, estaría en peligro de extinción o hubiera desaparecido hace tiempo", contestan algunos de los ganaderos participantes en esta feria.

El alcalde de La Laguna aseguró que en la Feria de Ganado "se puede ver la identidad presente de un sector muy importante en La Laguna, municipio de referencia en Canarias; donde a veces idealizamos las romerías pero no nos damos cuenta de que lo que hay detrás son pequeños empresarios, jóvenes y mayores, que tienen sus explotaciones agropecuarias, que aman el sector primario. Ellos son los que producen para que podamos comer y es un orgullo y una satisfacción contar con su labor, por lo que se merecen que se celebre esta feria y muchas otras iniciativas más".

"Son personas que tratan de vivir de un sector que es vital para nuestra sociedad; no son grandes empresarios, ni industriales y salen adelante por el impulso y empeño que le imprimen. He hablado con jóvenes que están apostando por el sector primario, pero necesitan un empuje para salir adelante". El alcalde sostuvo que como ellos, quienes forman parte de la actividad del sector agropecuario "son personas que forman parte de una realidad empresarial que define mucho a La Laguna, porque la agricultura y la ganadería cuidan de nuestro paisaje", concluyó.

La ganadera Mercedes Pilar Pérez Marrero, que participa en el arrastre de ganado desde hace más de 20 años competía ayer con la yunta formada por las vacas de tercera Clavelina y Pajarita. Ella señala que "de toda la vida ha habido arrastre y el narigón es un elemento esencial para conducir al ganado. Para mi, quienes nos critican y dicen que hay maltrato animal, desconocen lo que hacemos". "El narigón no les hace daño y hay animales que son muy nerviosos, como las personas, y si no lo llevan para guiarlos, son incontrolables".

Cecilio González es otro ganadero que compitió ayer con vacas de primera. "El ganado no se maltrata. Yo tengo en mi casa 12 vacas y las cuido todo el día, desde las cinco de la mañana que me levanto todos los días para darles de comer, limpiarlas y las tengo controladas con el veterinario. Esta raza solo está para esto, si se acaba el arrastre, desaparece porque estas vacas no son productivas para otra cosa", señaló.

En la feria también se pudo disfrutar de un concurso de ordeño de cabras infantil, un concurso morfológico de cabra tinerfeña, así como de una exposición de animales de razas canarias, como los perros entre los que habían podencos, podencos enanos de El Hierro, lobitos de esta misma Isla, dogos majoreros, pastores garafianos, ratoneros de La Palma, burros, palomos de ataque, vacas gallinas y ovejas.

Las entidades organizadoras apuestan por acercar el campo a la juventud. Para todo ello, la feria ganadera y la exposición de razas autóctonas canarias contarán con una representación importante de las nuevas generaciones ganaderas y habrá un arrastre de ganado infantil y un concurso de ordeño de cabras para los más pequeños. Asimismo, esta ha sido la primera feria que ha llevado la marca DeLaLaguna, que trata de potenciar los productos del municipio: "Queremos que se ponga en valor todo lo que hacemos, tenemos muchos productos de calidad".

El XXX Concurso de Arrastre Isla de Tenerife 2018, en las categorías de vacas de tercera, segunda y primera deleitó a los presentes, que vivieron una apasionante disputa entre las diferentes yuntas que salieron a correr sobre la arena. El arrastre canario es una prueba de fuerza y velocidad en la que una yunta de vacas o toros ("del país") intenta llevar a lo largo de una distancia de 70 metros (ida y vuelta), en el menor tiempo posible, una corsa (especie de trineo de madera de unos 200 kg de peso) cargada con sacos de 100 kilos (desde 6 sacos para vacas de tercera hasta los 11 para toros de primera) siguiendo las instrucciones del guayero o boyero al que no está permitido castigar a las reses.

A las 16:00 horas se llevó a cabo la Quema de la Escultura de Arte Efímero en homenaje al desaparecido Pedro Molina Ramos. Muchos quisieron expresar el cariño que sentían por Pedro Molina y lo reflejaron en las distintas frases que dejaron escritas antes de que la obra comenzara a arder.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook