29 de diciembre de 2018
29.12.2018

Trucos para lograr hogares eficientemente energéticos

Los electrodomésticos o una instalación eléctrica antigua originan un gasto en las familias que con un buen plan puede reducirse casi al 50 por ciento

29.12.2018 | 01:04
Trucos para lograr hogares eficientemente energéticos

La eficiencia energética en las viviendas consiste en mantener las mismas comodidades y calidad de vida, pero disminuyendo el consumo energético. Hay que usar la energía que realmente necesitamos y no desperdiciarla, porque así miramos por nuestro bolsillo mientras cuidamos el medio ambiente.

Para mejorar la eficiencia energética debemos usar el sentido común (como apagar la luz si no estamos en una habitación) y algunos elementos que nos ayudan a reducir el consumo (como mejorar el aislamiento de las fachadas o instalar paneles solares térmicos para agua caliente en tu cubierta).

Existen siete clases de eficiencia, Certificado Energético se le denomina, identificadas por un código de colores y letras que van desde el color verde, A, para las viviendas más eficientes, hasta el rojo, G, para las viviendas menos eficientes.

Estos valores son diferentes para cada localidad y tipología de edificio.

Muchas veces no afrontamos pequeños gastos sin pensar que pueden suponer un gran ahorro en el futuro. Rehabilitar energéticamente una vivienda, por ejemplo, puede conllevar una inversión inicial que, en muy poco tiempo, podemos tener rentabilizada disminuyendo drásticamente nuestra factura de la luz, el gas o el agua.

En definitiva, los edificios pueden ser cada vez más eficientes, pero son los usuarios los que determinan cuánto consume el edificio conforme a sus modos de habitar.

Consulta los distintos instrumentos existentes de financiación y subvención para la mejora de la eficiencia energética de edificios.

Trucos y consejos

La calefacción representa casi la mitad de la energía que consumimos en nuestros hogares. El consumo energético en calefacción depende en gran medida del aislamiento de tu hogar, es decir, de paredes, techos, ventanas, acristalamientos, marcos, puertas, etc.

Si vas a rehabilitar tu hogar ten en cuenta que un buen aislamiento puede ahorrarte hasta un 40%de tu consumo en climatización porque por ventanas, paredes y techos se disipa el 80% del calor o la refrigeración.

Las temperaturas de confort adecuadas son:

- Temperatura diurna entre 19 ºC y 21 ºC.

- Temperatura nocturna o con la casa vacía entre 15 ºC y 17 ºC.

Con un termostato programable puedes ajustar la temperatura media hora antes de llegar a casa.

En invierno evita pérdidas de calor cerrando cortinas y persianas por la noche. En verano utiliza la ventilación cruzada para refrescar la casa. ¡Ahorrar no significa perder el confort!

El 12% del consumo energético de nuestro hogar lo realizan los electrodomésticos. Comprueba

su clase energética y estudia tus consumos, quizás te interese modernizar equipos y amortizar inversiones en poco tiempo.

Cuando cocines, apaga el fogón un poco antes de acabar de cocinar para aprovechar el calor residual y no utilices utensilios más pequeños que el fogón o la placa porque se desperdicia energía.

El 60% del gasto de un bloque corresponde a la electricidad y el combustible.

Ahorra luz en las zonas comunes y de paso con detectores de presencia o temporizadores para que sólo se enciendan las lámparas que se necesiten.

Introduce sistemas de iluminación eficientes.

Unificar suministros con un solo proveedor de electricidad, estudiar las ofertas actuales en el mercado y revisar que la potencia contratada se ajuste a las necesidades suele traducirse en un ahorro importante.

Los sistemas de bombeo de agua para el hogar, calefacción, piscinas, etc pueden reducir mucho su consumo si

utilizan motores eléctricos eficientes, por lo que cambiar el antiguo por uno nuevo puede resultar muy beneficioso y amortizable (recuperar la inversión) en poco tiempo.

Existen además sistemas de producción de calor con fuentes renovables realmente convenientes económica y energéticamente.

Consulta sobre las posibilidades de instalar paneles solares para la producción de agua caliente.

Resulta más eficiente producir calor directamente por combustión de gas que hacerlo por electricidad.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook