16 de mayo de 2018
16.05.2018

Menos de 30 euros en viajes de ida y vuelta a la Península a partir del verano

NC acuerda con el Gobierno incrementar la subvención a los residentes hasta el 75% del coste del billete

16.05.2018 | 00:44
Menos de 30 euros en viajes de ida y vuelta a la Península a partir del verano

De mantenerse los actuales precios, a partir del próximo verano los canarios tendrán la posibilidad de volar a la Península -ida y vuelta- por menos de 30 euros. Eso sí, antes será necesario que salgan adelante los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para este año. Tras el acuerdo que el Gobierno central firmará con Nueva Canarias (NC), estos incluirán una disposición en virtud de la cual el descuento del que disfrutan los residentes en el Archipiélago en los billetes de avión y barco a la Península se incrementará hasta un 75%.

El aumento de la bonificación desde el 50% actual era condición sine qua non para que NC y Coalición Canaria dieran su bendición a las cuentas elaboradas por el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, y, en definitiva, para que los votos de Pedro Quevedo y Ana Oramas fueran favorables. A su vez, los apoyos de CC y de los autodenominados nacionalistas de izquierdas a través del sí de Oramas y del llamado voto 176 de Quevedo -precisamente el que rompe eventuales empates en las votaciones del Congreso- permiten al gabinete de Mariano Rajoy ganar dos nuevos apoyos desde el espectro nacionalista después de amarrar el del PNV. Es precisamente el apoyo de los jeltzales el que ha abierto definitivamente la puerta a la aprobación de los PGE, lo que salvo giro inesperado de última hora hará posible que los isleños puedan volar al continente a precios impensables hasta ahora a partir de junio, cuando se sancionará la ley.

Un "logro histórico", en palabras del líder de NC, Román Rodríguez, que ya había adelantado el presidente del PP en Canarias, Asier Antona, y que ya habían asumido todos los partidos. Un "logro" que si se considera también el descuento del 75% en los desplazamientos interinsulares y las medidas para el abaratamiento del transporte de mercancías, supondrá un ahorro anual para las empresas y ciudadanos de la comunidad autónoma de unos 400 millones de euros. Y es que la nueva medida aumentará el gasto presupuestario en unos 200 millones, y Fomento da por descontado que disparará los viajeros de Canarias a la Península.

Los primeros cálculos de la Confederación Española de Agencias de Viajes (CEAV) apuntan a precios de menos de 30 euros para ida y vuelta.

Aunque el impacto de la medida en los bolsillos de los viajeros isleños dependerá de muchos factores -de la compañía en que se vuele, del horario, de la existencia o no de escalas, de la antelación con que se reserve...-, el presidente de la CEAV, Rafael Gallego, señala que si los precios se mantienen en los niveles actuales cuando la medida se ponga en práctica a partir de junio, será "tónica general" encontrar billetes por debajo de 30 euros -ida y vuelta- para volar a la Península, sobre todo en las aerolíneas de bajo coste, y ello con independencia del destino concreto. En la CEAV hacían ayer los primeros cálculos poco después de que NC anunciara el compromiso de Moncloa, y con las compañías y tarifas más económicas para volar en junio al territorio peninsular, y, por tanto, reservando con cierta antelación, incluso sería posible hacerlo por 25 euros. Ello siempre que los precios no experimenten una subida que de algún modo neutralice el efecto positivo del incremento de la bonificación, que es precisamente uno de los temores que han sobrevolado en el Gobierno de Canarias. No en vano, las rutas Canarias-Península no están sujetas a obligaciones de servicio público, las llamadas OSP, de modo que las aerolíneas son libres de abandonar el negocio o de subir los precios, un temor que, sin embargo, no comparten en la CEAV.

Gallego considera, por el contrario, que la medida beneficiará al mercado y la competencia y, en definitiva, que propiciará la llegada de nuevas aerolíneas interesadas en operar estas rutas. En el sector argumentan que la bonificación en nada reduce los ingresos de las empresas -cobran la totalidad del billete solo que el Estado se hace cargo de la mayor parte- y que la mayor competencia redundaría también en beneficio de los peninsulares, que podrían volar a Canarias a precios más bajos por la mayor oferta.

El acuerdo al que han llegado el Ejecutivo central y NC hará también posible que el incremento de la subvención no sea meramente coyuntural, sino que, por el contrario, se convertirá en un derecho de los residentes en las Islas. Para ello, la medida quedará anclada en el nuevo REF autonómico.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook