16 de mayo de 2012
16.05.2012
turismo

El Archipiélago recibirá este verano 400.000 viajeros menos que en 2011

Las previsiones del Gobierno autónomo apuntan a un descenso del 6% en la llegada de visitantes

16.05.2012 | 01:31
Dos extranjeros en la parada del bus turístico de Santa Cruz.

Las previsiones apuntan a una contracción de la llegada de turistas del 6% en Canarias para la temporada de verano, de abril a octubre. El año pasado 6,7 millones de turistas visitaron las Islas en la campaña estival, mientras que este año se prevé la llegada de 6,3 millones de personas, es decir, 400.000 viajeros extranjeros y nacionales menos.
Así reza en el informe de coyuntura turística para este verano, elaborado por el Gobierno canario, que fue presentado ayer por el viceconsejero de Turismo, Ricardo Fernández de la Puente, durante la reunión en la capital grancanaria del Consejo Canario de Turismo, encabezado por el presidente regional, Paulino Rivero.
Fernández recordó que el verano pasado fue "récord" para el turismo en las Islas, con un crecimiento del 23% de turistas extranjeros. La mayoría de mercados registraron crecimientos de dos dígitos y sólo La Palma quedó al margen de esta buena situación.
Pesimismo
En cambio, para la nueva temporada los datos son más pesimistas, un escenario que Fernández atribuyó a la crisis económica y a la suspensión de las bonificaciones de las tasas a las aerolíneas desde el pasado enero por el Estado, incentivos que, según él, aportaron 1,5 millones de viajeros adicionales en 2011 y 70 nuevas rutas.
El viceconsejero detalló que aunque se espera para este verano un crecimiento del mercado alemán en torno a un 3%, la llegada de turistas británicos retrocederá un 7% y, sobre todo, el peninsular, disminuirá en un 9%, como consecuencia de la recesión en el territorio nacional, el plan de recortes estatal y el alto nivel de desempleo.
Fernández ligó estos datos "malos" también a la reducción de un 8% en los slots (reservas de tiempo para despegues y aterrizajes) en los aeropuertos canarios para este verano. Además, el cargo turístico hizo hincapié en que "la mayor parte de los turistas que vienen a Canarias lo hacen en avión y si se suben las tasas aeroportuarias –tal como plantea el Estado– se corre el peligro de que las compañías aéreas busquen destinos que les ofrezcan más beneficio".
A este respecto, recordó que CC ha presentado enmiendas en el Parlamento para que los costes de las operaciones aéreas sean más baratos e intentar congelar las tarifas en los aeródromos de las Islas. Ello a fin de que "no se produzcan incrementos y la consecuente elección del turoperador por otro destino distinto al Archipiélago", apuntó. El viceconsejero citó el ejemplo de Grecia, que ha eliminado las tasas aeroportuarias en todo el país, excepto en Atenas, y advirtió de que Ryanair ya ha declarado que este verano sus rutas preferentes serán Alemania-Grecia.
Respecto al Reino Unido, dijo que "las Olimpiadas en Londres y la situación económica no invitan a viajar al exterior a los británicos". Por su parte, el presidente de la patronal tinerfeña, Jorge Marichal, precisó que se prevén 300.000 turistas extranjeros menos. "La primavera terminó y toca un verano calentito", sentenció.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine