08 de enero de 2019
08.01.2019
ÚLTIMA HORA
Confirmada la presencia del Barcelona en los cuartos de final de la Copa del Rey

Un partido de máxima concentración

El Iberostar Tenerife visita el feudo del campeón suizo en busca de un triunfo que permita prolongar las buenas sensaciones y que le podría permitir certificar el pase a octavos a falta de cuatro jornadas

08.01.2019 | 00:15

Mucho que ganar y poco que perder. El Iberostar Tenerife se plantó ayer en Suiza dispuesto a cobrarse una nueva victoria frente a un rival que ya sabe lo que es ceder ante el combinado aurinegro en la presente temporada de la Basketball Champions League.

El combinado de Txus Vidorreta asalta el feudo del vigente campeón suizo, el Frybourg Olympic, en busca de una victoria que podría suponer, en función de otros resultados de la jornada, que el representativo tinerfeño ponga un pie de manera definitiva en los octavos de final de la BCL, al garantizarse acabar la fase de grupos entre los cuatro primeros del Grupo B, pese a que aún restarían cuatro jornadas por disputarse.

Los canaristas llegan con buenas sensaciones tras su triunfo del pasado fin de semana frente al Unicaja en el Martín Carpena, en la Liga Endesa, y conserva intactas sus opciones de clasificarse para la próxima Copa del Rey.

Ante sí el Iberostar tendrá al actual segundo clasificado de la liga helvética, el Fribourg Olympic, que el pasado fin de semana sumó su sexta victoria consecutiva en el torneo doméstico al imponerse a domicilio al Massagno (72-77) del ex ACB, Uros Slokar; y que despidió también con triunfo como visitante la Champions, antes del parón navideño, al vencer en la cancha del BK Opava (76-77). Las otra victoria con la que cuenta el equipo sueco también fue ante el conjunto de la República Checa. El último triunfo destacaron Williamsom, con 15 puntos y 11 rebotes, así como Dusan Mladjan, con 15 puntos y 6 rebotes, y Babacar Toure, con 14 puntos y 11 rebotes.

La versatilidad del zurdo André Williamson, la dirección de Justin Roberson o la calidad de Nathan Jurkovitz serán los argumentos a contrarrestar por parte del Iberostar Tenerife ante un equipo, el suizo, que se plantó invicto en la fase de grupos, tras pasar las rondas previas eliminando contra pronóstico al Avtodor ruso, el Groningen holandés y el Sakarya turco.

El combinado canarista, por tanto, no debe fiarse de su actual puesto en la clasificación y salir con la máxima concentración y utilizando bien sus armas desde el inicio para no tener problemas al final del choque.

Para el jugador del equipo aurinegro Pierre Gillet "va a ser un encuentro complicado" y que "no debemos subestimarlos". El belga considera que "no es fácil ganar en su cancha, consiguieron una muy buena racha en la fase previa de la Basketball Champions League y ya vimos que era difícil llevarse la victoria de allí. Estamos preparador para la batalla".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
anteriorsiguiente