09 de mayo de 2018
09.05.2018
Fútbol CD Tenerife

El filial, a un punto del alirón

Éxito sin precedentes de Mazinho, que ha perfilado un equipo ganador en su primer año en el banquillo

09.05.2018 | 03:32
El filial, a un punto del alirón

Jornada de transistores en Tercera División. Tenerife B y Mensajero llegan con opciones de proclamarse campeones al cierre de la competición, que tendrá lugar este fin de semana. Eso sí, parten con franca ventaja los blanquiazules, que están a punto de completar una liga redonda. Tras despachar con una estruendosa goleada (7-0) su último envite contra el Estrella, un solo punto les bastaría contra el Atlético Unión Güímar para atar la primera posición.

Leandro Cabrera, que se estrenaba al frente del segundo equipo blanquiazul, está siendo uno de los grandes triunfadores del año en Tercera. Su buen trabajo en clubes como el Buzanada hacía presagiar una buena temporada con el filial, pero nunca se pensó en un giro tan radical respecto a la etapa anterior con Quico de Diego. El B ha dado un salto cualitativo indiscutible y en la entidad ya sueñan con el cambio de categoría.

Tras varios años en Tercera, el filial está en disposición de regresar a la competición de bronce, donde el presidente ya ha advertido de que competirían con un proyecto canario casi al 100%. Mazinho, en todo caso, se centra en revisar las virtudes y defectos del último partido contra el Estrella. Y a continaución, en preparar el choque de este domingo. "Fue un partido muy trabajado por parte nuestra; estoy contento porque el esfuerzo de todos los entrenamientos se está viendo en los partidos de cada fin de semana", dice del 7-0, la mayor goleada del año.

"Nuestra intensidad y nuestra voluntad de finalizar todas las jugadas nos dio un buen resultado", apunta Mazinho. "A veces no creamos ocasiones; el domingo, en cambio, generamos bastantes y anotamos hasta siete veces. Además, marcaron varios jugadores y eso es importante para el grupo", reseñó.

Entre los artilleros blanquiazules del domingo estuvo Brian Martín, que se ha amoldado a su nuevo rol en el B tras debutar en categoría profesional con el primer equipo. Para el jefe del banquillo, dos son las claves del éxito de esta campaña. "Son la humildad y la seriedad que preside nuestro trabajo de toda la semana. Ahora, iremos a ganar a Güímar. Lo bueno es que dependemos de nosotros mismos. Pero el partido lo afrontaremos con toda la ilusión", aduce.

El Tenerife B visitará Tasagaya al mismo tiempo que el Mensajero irá al campo del San Mateo. A los rojillos tan solo les vale ganar y esperar un improbable pinchazo del filial. No obstante, Mazinho no se fía. "Por lo pronto, estamos haciendo nuestros deberes, como el domingo pasado contra el Estrella. Estoy muy satisfecho con el papel que están desarrollando todos los futbolistas y quiero que sigamos igual que hasta ahora", receta.

Al cabo del partido del domingo, si se proclama campeón, al B le espera otro primer clasificado: Oviedo B, Durango, Espanyol B, Unionistas de Salamanca, Malagueño, Yeclano, Calahorra o Multivera son algunos de los posibles rivales.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
anteriorsiguiente