09 de abril de 2018
09.04.2018
Fútbol CD Tenerife
CD Tenerife20Sevilla At.
 

Nuevo obstáculo superado

El Tenerife se impone con más dificultades de lo esperado al colista de la categoría con dos goles en la segunda parte de Mula y Malbasic

09.04.2018 | 20:45
LaLiga 123 | CD Tenerife - Sevilla Atco
Nuevo obstáculo superado

El Tenerife salvó un escollo más en su camino hacia los puestos de ascenso y lo hizo con relativo sufrimiento ante un Sevilla Atlético que opuso más resistencia de la que se espera de un colista. El conjunto chicharrero tuvo que esperar a bien entrada la segunda mitad para que Mula abriera la lata de un triunfo que más tarde sellaría Malbasic con un nuevo tanto. La victoria fue celebrada con gran júbilo por una afición que abarrotó ayer el Heliodoro y que fue testigo del regreso a los terrenos de juego de Paco Montañés tras casi seis meses en el dique seco.

Joseba Etxeberria se decantó finalmente por Víctor Casadesus para cubrir la vacante del sancionado Bryan Acosta. Suso Santana regresó al interior derecho, Luis Pérez bajó al lateral y Raúl Cámara se desplazó al costado izquierdo, de tal manera que Iñaki Sáenz quedaba relegado al banquillo. De resto, el técnico vasco alineó el mismo once que logró el prestigioso triunfo ante el CA Osasuna del pasado domingo. En el bando opuesto, Tevenet sorprendió con la convocatoria a última hora de su máximo artillero, Carlos Fernández, que había sido citado en un principio con el primer equipo del Sevilla y que sería descartado finalmente.

Comenzó el Tenerife empujando desde el comienzo y muy pronto fabricó su primera oportunidad merced a un centro desde la derecha de Suso que permitió que Mula se encontrara con un balón franco dentro del área. Sin embargo, quizás contó con demasiado tiempo para pensárselo y Soriano adivinó sus intenciones (5'). El Tenerife manejaba el ritmo del partido a su antojo pero empezó a gustarse en sus ejecuciones más de la cuenta, intentando agradar a un público ayer especialmente generoso y complaciente.

Mientras, el filial hispalense iba a los suyo. Intentaba contener las acometidas de su rival, al tiempo que buscaba algún error en la salida del balón de su oponente con el fin de montar el contragolpe. Boutobba probó fortuna desde la frontal sin suerte (7') antes de que Mula dispusiera de otra opción de tiro sobre la meta contraria. Esta vez su disparo se le marchó alto (8'). A partir de ahí, el duelo entró en una fase de interrupciones continuas que dio lugar a un tramo de juego sin acercamientos a las áreas. Hasta que Luis Pérez halló espacio por su banda para progresar y servir a Longo que el italiano voleó con violencia pero sin puntería (27').

Al Tenerife le faltaba una marcha más para conseguir someter a su contrincante. Le faltaba intensidad y más criterio en la elaboración. Daba la sensación de que por un momento los jugadores de casa se habían olvidado de ciertas claves en la remontada que han llevado a cabo desde la llegada de Etxeberria a su banquillo. Y eso que el preparador guipuzcoano estaba convencido de que la visita del colista al Heliodoro no iba a provocar ningún tipo de relajación, por natural que fuera, en sus hombres. Bien es cierto que los jovencísimos jugadores del cuadro andaluz se presentaban a este enfrentamiento con la moral alta tras sus dos victorias recientes pero sobre el césped no podían ocultar que aún les falta madurez futbolística. Y el Tenerife no era capaz de sacar tajada de ello. Antes del descanso, solo dos chispazos del cuadro insular y ambos con los mismos protagonistas e idénticos resultados. Suso ganaba la línea de fondo y centraba para conectar con Longo. Pero el atacante transalpino no consiguió medir bien en ninguna de las dos acciones (36' y 42').

Etxeberria adelantó a Milla y abrió algo más a sus puntas para meter mayor presión al Sevilla Atlético. Precisamente, el madrileño fue el primero que se atrevió a chutar sobre la meta de Soriano, aunque lo hizo raso y suave (50'). Un minuto después una combinación entre Casadesús y Alberto pudo significar algo productivo para los anfitriones pero al majorero le robaron la cartera en el momento de golpear con todo a su favor para marcar. El dominio local era mayor en esta segunda parte, como también había una mejor actitud de los futbolistas blanquiazules. Fruto de ello, Longo desperdició una ocasión flagrante para marcar, al quedársele un balón suelto en el segundo palo a un metro de la línea de gol (60'). Y por fin la escuadra canaria obtenía su premio en otra cabalgada de Suso. El tacuense asistió a Mula y este puso el balón lejos del alcance de Soriano.

Con el resultado a favor el Tenerife pudo serenar algo más su juego. Se dedicó a controlar el tempo del partido y a dejar que se consumieran los minutos. Pero no por ello renunció al ataque definitivamente, por si se le presentaba la oportunidad de sentenciar el choque. Como así pudo hacer. Fue con un pase en largo de Alberto a Malbasic, que el serbio se encargó de convertir en un bello gol, que dedicó a su hija recién nacida, tras sortear a todo el que salió a su paso. Con el 2-0, al Tenerife ya no se le podía escapar la conquista de un triunfo que le acerca aún más a su ansiado objetivo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
anteriorsiguiente