03 de julio de 2011
03.07.2011
waterpolo

Adiós a la División de Honor

El Martiánez renuncia a la máxima categoría por la falta de apoyos

02.07.2011 | 04:00
Imagen de un tiempo muerto de la pasada temporada.

La junta gestora del Club Natación Martiánez confirmó que su equipo de la División de Honor de waterpolo no se inscribió en la Federación Española de Natación por no disponer del dinero suficiente que le garantice su continuidad tras 17 temporadas. El club tenía un presupuesto de 200.000 euros, en el que está incluido las cantidades que se adeudan en la actualidad para la próxima campaña 2011-2012. El presidente de la gestora, Tomás Rodríguez, tras la dimisión del presidente Sergio Acevedo, acompañado por su junta, reconoció que "ha sido la crónica de una muerte anunciada. Hemos hecho todo lo que estaba en nuestras manos. Se han mantenido muchas reuniones buscando los apoyos necesarios, y haciendo muchos números, antes de dar este paso".

Eso si, la entidad no desaparece, solo el equipo divisionario, ya que se mantendrán las secciones de natación, sincronizada y salvamento y socorrismo, y se competirán también con un equipo de waterpolo en la Liga Canaria. "El club va a seguir funcionando en todas sus categorías, incluso en waterpolo, pero no en la División de Honor", señaló el dirigente.

El Martiánez incluso tanteó varias fórmulas que impidieran su desparición. Rodríguez explicó que "Juan Pablo Sánchez y Dámaso Arteaga, en esos momentos consejero del Cabildo, hablaron con el Echeyde para una posible fusión del waterpolo tinerfeño. Eso fue antes de las elecciones y no llegó a buen puerto"

El Ayuntamiento de Puerto de la Cruz está pendiente de abonarle al club 45.000 euros, aunque fuentes de la corporación ha asegurado de que se le había abonado unos 20.000 euros.

Los datos económicos son que el club le debe a los jugadores unos 40.000 euros, recibió del Cabildo de Tenerife una subvención de 54.000 euros, y está pendiente de recibir 21.000 euros de la subvención de la Dirección General de Deportes del Gobierno de Canarias, que no bastan para llegar a los 200.000 presupuestados, además de que se le adeuda al anterior presidente Eladio Yanes unos 22.500 euros.

"El club no desaparece por deudas sino por falta de apoyos para la próxima temporada porque con las cantidades que nos adeudan podemos saldar las cuentas", finalizó Tomás Rodríguez.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
anteriorsiguiente