04 de febrero de 2018
04.02.2018

El Goya para el tinerfeño Aarón Gómez no pudo ser

Tampoco trajeron el galardón a Canarias los directores de vestuario Paco Delgado y Tatiana Hernández - Las Islas solo se llevan algo del premio al Mejor largometraje de animación para 'Tadeo Jones 2' por crear parte de su producción en Tenerife

04.02.2018 | 17:50
Un fotograma del cortometraje ´Como yo te amo´, protagonizado por Aarón Gómez.

Este año los Premios Goya no dejaron casi nada en Canarias. Solo se saborean con 'Tadeo Jones 2', hecha en Tenerife en una pequeña parte, que recibió el galardón a Mejor película de animación.

Estaban nominados los directores de vestuario Paco Delgado, natural de Arrecife, por 'Abracadabra' (Pablo Berger) y Tatiana Hernández, tinerfeña, por 'Oro' (Agustín Díaz Yanes), rodada en parte en el Macizo de Anaga. Pero finalmente el 'cabezón' se lo llevó Saioa Lara por 'Handia'.

La otra nominación con cariz canario era el cortometraje 'Como yo te amo', de Fernando García-Ruiz, una producción madrileña que apostó por el talento del cómico y actor tinerfeño Aarón Gómez Rosales. La pieza ha vivido un año de mucho éxito, ya que ha sido seleccionada en 140 festivales de todo el mundo y ha recibido 46 premios, sobre todo del público, lo cual quiere decir que gusta y mucho.

El escollo con el que se encontró esta pieza tiene nombre y apellidos: Rodrigo Sorogoyen. Este talentoso madrileño, director de 'Stockholm' (2013) y 'Que Dios nos perdone' (2016), dirigió el cortometraje 'Madre', que no ha dejado indiferente ni a la crítica ni al público y está arrasando en festivales. Tanto es así, que han conseguido financiación para convertirlo en largometraje. Por desgracia para el tinerfeño, contra este guión y puesta en escena era muy complicado de luchar.

El santacrucero comentó por sus redes antes de la gala que no pudo acudir a los Premios y que de hecho tenía actuación y se encontraba trabajando. Al conocerse que efectivamente 'Madre' se había llevado el Goya, Gómez publicó en su perfil de Facebok que: "¡No pudo ser!, jamás creí que vería mi cara en la pantalla de los Premios Goya, pero ahí estuvo. Tal y como aposté, se lo llevó un enorme cortometraje digno ganador del galardón. Y como dice mi madre, para no ganar un Goya hay que estar en los Goya, así que, que nos quiten lo bailado! Un honor y a seguir currando para entretenerles a ustedes que ese, sin duda, es el mayor de mis premios".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook