18 de febrero de 2018
18.02.2018

Carnaval de Santa Cruz de Tenerife 2018 | Mamels y Nietos: amigos para siempre

La murga de la Casa del Miedo vive "un fin de semana único", con ovación en Las Palmas y llenazo en Santa Cruz para su actuación conjunta con los de Rubén Pitu

18.02.2018 | 21:02
Un momento de la histórica actuación del sábado en las escalinatas del Guimerá.
Carnaval de Santa Cruz de Tenerife 2018 | Mamels y Nietos: amigos para siempre

Los Mamelucos marcaron este año un antes y un después en su propia trayectoria como murgueros. Los de Xerach Casanova firmaron un Carnaval para la leyenda, que no olvidarán jamás. Y todo por una idea que parecía disparatada y resultó genial: la alianza con Los Nietos de Sary Mánchez, que valió a cada una de estas formaciones un cartón de los importantes (el Primero de Interpretación en Santa Cruz y el Segundo en Las Palmas) en los concursos de las dos capitales canarias. Un éxito compartido, como también los dos temas que les auparon a la gloria en sendas finales para enmarcar.

"Empezó todo por un villancico que les propusimos nosotros", cuenta Rubén Pitu, el carismático director de la murga grancanaria. La amistad que forjaron ambos grupos devino en un proyecto todavía mucho más ambicioso, y que se sostuvo durante meses en el grupo de whatsapp que creó Airam Bazzocchi, el letrista que parió la idea y escribió sus versos.

A lo largo de casi todo un año, cuatro murgueros (dos de cada grupo) estuvieron intercambiándose músicas, propuestas, inquietudes y miedos. El reto era superlativo. Cada plantel tendría que preparar cinco temas: los cuatro de su concurso y el que cantaría en la isla vecina. Había muchas dudas. La principal, cómo reaccionaría el público rival. "Pero las sensaciones fueron extraordinarias. Al final, nos sentimos como en casa", enunciaba Xerach Casanova el pasado sábado, aún eufórico por la conexión instantánea con el graderío de Santa Catalina.

Entonces todavía pletóricos, los Mamelucos que se subieron a las tablas del Parque daban "las gracias eternas" por un rato de concurso que recordarán para siempre. "Los aplausos en Las Palmas nos pusieron los pelos de punta", relata Xerach.

Les queda la espinita de que una interpretación tan especial y mágica no sirviera para aupar a Los Nietos al cetro, que fue para Los Serenquenquenes en una muy controvertida decisión del jurado. Pero la impresión con la que se bajaron de las tarimas "vale mucho más que cualquier premio". "La reacción del público fue brutal. Obviamente todos queríamos ganar y nos quedamos fastidiados sobre todo por ellos", explica Bazzocchi. "Los Nietos nos ayudaron a ganar aquí y a nosotros nos habría gustado hacer lo propio. Son gente noble como nosotros y se merecen lo mejor".

La gran traca final

Pero cuando se repartieron los cartones en Gran Canaria, lo que nadie imaginaba es que lo mejor aún estaba por llegar. La alianza tuvo su continuación a la tarde siguiente. Una amplia representación de la murga grancanaria se vino a la isla del Teide con el ánimo de cantar entre amigos. "Sobre todo, para pasarlo bien", dice Pitu. "Yo ya les llamo los Nietos de Sary Mamels", bromea Manolo Peña. La experiencia fue "de las más grandes que haya vivido la murga" a lo largo de su existencia, relata su veterano presidente, que no encuentra "nada igual a lo acontecido este año" en los anales de su propia historia.

A falta de un hueco en algún escenario que no les facilitó la organización, resultó multitudinaria y explosiva la actuación a pie de las escalinatas del Guimerá que ambas formaciones cuadraron el sábado. El gentío era imponente, pero la expectación hizo lo imposible: que cientos de personas guardasen un silencio sepulcral en pleno Sábado de Piñata para escuchar a los de Xerach y a los de Pitu. Y hasta brindaron un pío, pío con acento chicharrero a los ilustres visitantes que honraron al público con su presencia.

"Toda la murga lo describe como el mejor día de todos, sobre todo por lo bien que lo pasamos con ellos", dice Airam Bazzocchi, quien responde con sutileza a las murgas grancanarias que criticaron la unión. "Ya les gustaría a ellas haber tenido lo que Los Nietos con nosotros", sugiere. De la simbiosis entre ambas murgas habrá otra ración más. La última, el sábado en el Encuentro de Murgas Candelaria. "Luego nos quedará esta amistad impagable, que es para siempre".

Una sorpresa para Candelaria

Los Mamelucos y Los Nietos de Sary Mánchez guardan un as bajo la manga para el Encuentro de Murgas de Candelaria, que reunirá a las mejores de los dos concursos capitalinos el próximo sábado a los pies de la Patrona. Los jefes de ambas formaciones ya se han puesto manos a la obra "para preparar una sorpresa" para los miles de espectadores que habrá este fin de semana en la traca final al año murguero. "Tenemos una música inédita, y la vamos a estrenar ese día", revela Airam Bazzocchi. Lo que no se sabe es cuándo la incrustarán. En todo caso, su ánimo para improvisar y cambiar letras ya quedó de manifiesto en Las Palmas, donde retocaron el tema de la final casi a última hora. Por lo pronto, es seguro que los Mamels y los Nietos no actuarán de forma consecutiva sobre el escenario candelariero. Abrirán Los Bambones, murga invitada y que nunca ha faltado a la cita con el Encuentro de la Villa Mariana; y les seguirán Los Trapasones, Ni Pico Ni Corto, Los Nietos de Sary Mánchez, Zeta Zetas, Los Serenquenquenes y Los Mamelucos. Retransmitirá la cita en directo La 2 de TVE.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine