07 de julio de 2010
07.07.2010
Debate de la Nación

Zapatero confía en que CC mantenga su respaldo

Ana Oramas advierte que "habrá que esperar a ver qué dice el presidente"

06.07.2010 | 02:41

El presidente del Gobierno central, José Luis Rodríguez Zapatero, mantiene intacta su confianza en la actitud "madura y responsable" de CC para seguir contando con el apoyo de los dos diputados de la formación nacionalista ante el Debate del Estado de la Nación, que se celebrará la próxima semana.

Así lo dijeron ayer fuentes del entorno de Zapatero, que añaden que el presidente pretende tomar oxígeno político, amparado en algunos buenos últimos datos económicos, y salir airoso de cara a la negociación presupuestaria, que pretende cerrar con los mismos grupos que apoyaron los de 2010, además de CC, el PNV y UPN.

De momento, el Gobierno remitió ayer al Congreso la comunicación sobre ese debate de política general en el que insiste en su capacidad para alcanzar acuerdos parlamentarios sin necesidad de haber establecido un pacto global de legislatura. Confía incluso en poder ampliarlo "para hacer frente a los desafíos" y sacar adelante la reforma laboral, la del sistema de pensiones y otras que impulsen la salida de la crisis y la creación de empleo.

Aunque Zapatero afirmó ayer que "volcará los esfuerzos" en intentar acordar con "todos" lo grupos políticos estas reformas, nadie duda de que el Gobierno tiene intención de centrar las principales negociaciones en los próximos meses con los nacionalistas canarios y vascos, al menos hasta que las elecciones catalanas de otoño despeje la posición de CiU.

CC no concede importancia alguna a la comunicación sobre el debate de política general remitida ayer al Congreso, asegura que no aporta pistas suficientes sobre la verdadera intención de Zapatero sobre el devenir político inmediato y considera que "la excesiva confusión" a que está sometida la situación política estatal impide avanzar conclusiones sobre el desarrollo y resultados de ese debate.

La portavoz de CC, Ana Oramas, afirma que "habrá que esperar a ver qué dice el presidente en su intervención y en las respuestas a los grupos, si presenta alguna medida concreta y en cómo afronta las negociaciones que se avecinan". Oramas cree que esa "confusión" afecta de hecho al propio Ejecutivo, pendiente aún de asuntos tan importantes como las repercusiones en Cataluña de la reciente sentencia del Estatut o de la prevista remodelación ministerial.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine