09 de mayo de 2018
09.05.2018

El Cabildo y el Gobierno de Canarias acercan los servicios sanitarios a los pacientes del norte de la Isla

Carlos Alonso explica que esta acción mejora "dos caras de una misma moneda", la sanidad y la movilidad

09.05.2018 | 17:38
Carlos Alonso y José Manuel Baltar.

El presidente del Cabildo de Tenerife, Carlos Alonso, y el consejero de Sanidad del Gobierno de Canarias, José Manuel Baltar, firmaron este miércoles 9 el protocolo de actuación que permitirá acercar los servicios sanitarios a los lugares de residencia de los pacientes de la zona norte de la Isla. El objetivo es mejorar la sanidad y también la movilidad, "dos caras de una misma moneda", dijo Alonso. Esta iniciativa conjunta, cuya inversión alcanza el medio millón de euros, supondrá que "alrededor de 1000 pacientes a la semana no necesitarán trasladarse al área metropolitana para la realización de pruebas diagnósticas o de extracciones, lo que significa, además, sacar de la carretera 150 vehículos diarios".

Carlos Alonso explicó que esta medida se une al conjunto de actuaciones que, desde 2015 viene poniendo en marcha el Cabildo para resolver la movilidad en la Isla y que se centra en la mejora de enlaces y accesos a la autopista así como de los modos de transporte. Es la primera vez en Canarias que se lleva a cabo un paquete de medidas a demanda para abordar un problema de tráfico, asegura el presidente insular.

José Manuel Baltar señaló que "esta iniciativa redundará en una mejor atención a los pacientes del norte de Tenerife e incrementará y mejorará los recursos sanitarios de esa zona". El consejero de Sanidad explicó que este protocolo se enmarca dentro del programa Movernos en lugar de Moverlos, con el que se pretende evitar los desplazamientos de los pacientes para recibir atención sanitaria, ya sea dentro del propio área de salud o entre los centros de las islas no capitalinas a los de referencia de Gran Canaria o Tenerife. "Para ello, mejoramos las prestaciones y recursos de cada zona", indicó.

Con este protocolo el Cabildo quiere disminuir la distancia, el sentido y el número de los desplazamientos necesarios para acceder a determinados servicios sanitarios, como consultas externas o la realización de pruebas diagnósticas que no precisen de alta tecnología. Tras iniciar contactos con el Servicio Canario de Salud, se detectó que a diario se realizan cientos de desplazamientos desde el norte de la isla hasta el Hospital Universitario de Canarias (HUC) para la realización de extracciones, consultas especializadas, tratamientos y pruebas diagnósticas.

La población que se vería beneficiada por la nueva localización de los puntos de atención es la que reside entre el municipio de El Sauzal y el de Buenavista del Norte, unos 200.000 habitantes que diariamente acceden al HUC haciendo uso de uno de los tramos viarios más congestionados de la Isla, la TF-5.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook