20 de enero de 2017
20.01.2017

Bomberos de Tenerife convocan una huelga indefinida a partir del 30 de enero

El secretario de Organización de CCOO en Canarias, Jaime Moujir, ha acusado al Cabildo tinerfeño de actuar con "temeridad"

20.01.2017 | 11:55
Imagen de archivo de una intervención del Consorcio de Bomberos de Tenerife en la TF-5.

Los trabajadores de Bomberos de Tenerife han anunciado una huelga indefinida a partir del próximo 30 de enero y, en rueda de prensa, el secretario de Organización de CCOO en Canarias, Jaime Moujir, ha acusado al Cabildo tinerfeño de actuar con "temeridad".

La acusación se debe a que el Cabildo de Tenerife ha aprobado en el presupuesto para 2017 una partida de 1.200.000 euros para construir entre La Laguna y Santa Cruz un parque para bomberos voluntarios, que sería el quinto en el norte de la isla, mientras que en el sur solo hay una instalación de este tipo.

Jaime Moujir estuvo acompañado en la rueda de prensa por el presidente de la Junta de Personal del Consorcio de Bomberos, José Molina; el secretario, Andrés Reyes; y el vicepresidente y delegado de prevención, Javier Sevillano.

En Tenerife hay cinco parques de bomberos, que están en Santa Cruz, La Laguna, La Orotava e Icod, en el norte, y San Miguel, en el sur de la isla, y en ellos trabajan un total de 190 personas, una cantidad que consideran insuficiente, y como ejemplo ponen que en Gran Canaria la dotación está en torno a los 400 efectivos.

El nuevo parque se construiría en la zona "más segura" de Tenerife, pues se ubicaría entre la capital tinerfeña y La Laguna, y los bomberos recuerdan que en el plan director se dice que en la isla debería construirse instalaciones de bomberos en la zona de Candelaria-Güímar y en la de Arona-Adeje.

Denunciaron que trabajan con falta de seguridad por falta de infraestructuras, pues si los bomberos del parque de San Miguel salen a una intervención grave o a dos "normales" sus compañeros de Santa Cruz tienen que desplazarse para cubrir la falta de personal, con lo que se produce una situación de inseguridad.

Creen que hay tiempo para cambiar el destino de la partida presupuestaria, y también denuncian que el Cabildo de Tenerife ha incumplido los acuerdos a los que se llegó tras las huelgas de 2006 y 2011, además de criticar que el presidente de la corporación insular, Carlos Alonso (CC), ni siquiera les ha atendido.

También se quejaron de que trabajan con equipos deteriorados y de que el parque de bomberos de la capital tinerfeña está en malas condiciones, así como que el de San Miguel se construyó para que en él estuviesen de guardia cuatro efectivos pero están diez.

Una vez hecho el preaviso de huelga corresponde al Cabildo de Tenerife determinar los servicios mínimos, algo que, debido a la escasez de personal, puede suponer que sea toda la plantilla de bomberos profesionales, como ha ocurrido en anteriores huelgas.

La huelga estará acompañada de concentraciones y manifestaciones y durante la rueda de prensa señalaron que mientras que en Madrid el número de bomberos es de uno por cada 1.700 habitantes, la cifra es de unos 800 en ciudades del norte de Europa y en el caso de Tenerife está en torno a uno por cada 5.000 vecinos y la media española se sitúa en unos 2.000.

Reconocieron que hay una convocatoria de oferta de empleo, pero es de veintidós puestos de trabajo, de los que diecisiete serán para compañeros que trabajan como interinos desde hace años y el resto para cubrir jubilaciones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine