26 de diciembre de 2016
26.12.2016
La Laguna

Un rebaño de vacas se da un paseo por el Camino Largo

Los animales se escaparon de un cercado y camparon sueltos a sus anchas hasta que el dueño se enteró, los encontró y los devolvió al establo

26.12.2016 | 04:00
Un rebaño de vacas se da un paseo por el Camino Largo
Un rebaño de vacas se da un paseo por el Camino Largo

Un rebaño de unas seis vacas se dieron ayer una vuelta por el Camino Largo y los alrededores, en La Laguna, en la mejor anécdota ocurrida ayer, día de Navidad, en todo Tenerife. Las vacas aparecieron por el Camino Largo al mediodía, ante la mirada atónita de los viandantes que en esos momentos se encontraban en la zona. Un vecino que alertó a la opinión de tenerife aseguró que incluso muchos de los testigos aprovecharon para tomar imágenes de la situación. "Era increíble porque andaban a sus anchas sin que apareciera ningún pastor. La gente se preguntaba de dónde podían haber salido e incluso alguno, en broma, señaló que a lo mejor se habían escapado de algún portal de Belén", señaló este lagunero que se topó con los animales cuando se dirigía a casa de un familiar al almuerzo de Navidad.

Las llamadas comenzaron a sucederse al 112. Fue entonces cuando dos patrullas de la Policía Local de La Laguna se dirigieron a la zona para localizar el rebaño. Así lo aseguró Jonathan Domínguez, concejal de Seguridad del Ayuntamiento de Aguere. "Íbamos mandando a las patrullas a los lugares donde nos decía la gente que acababan de ver a las vacas pero no había manera. Los agentes las estuvieron buscando son éxito y decidimos dejar a las dos patrullas por la zona, pues podían suponer un peligro para el tráfico si invadían alguna vía", aseguró el edil nacionalista.

Las vacas se dirigieron tan tranquilamente desde el Camino Largo a la zona de La Manzanilla. Ya pasadas las 15:00, los agentes pensaron que el viento había podido tumbar alguna valla de los cercados donde estaban los animales. Pero lo cierto es que no las encontraban por ningún lado.

Ya entrada la tarde, el propietario de las vacas se enteró de que había un rebaño que se había escapado a la ciudad y contactó con la comisaría al pensar que podían ser las suyas. El hombre llegó incluso a personarse en la comisaría. Al ser informado de lo sucedido y percatarse de que alguien había abierto su cercado, señaló que efectivamente eran sus vacas. Las fue a buscar en la zona en la que las habían, las encontró y se las llevó al establo.

Todo se había quedado en una anécdota sin ningún incidente. Eso sí, los comentarios y las bromas en las redes sociales se sucedieron tras dar la noticia la versión digital de la opinión de tenerife.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine