Arafo

La Villa se viste de tradición en honor a San Agustín

Miles de personas disfrutan de la Romería de las Fiestas Patronales del municipio sureño, con más de 30 agrupaciones y parrandas

28.08.2016 | 05:12
La Villa se viste de tradición en honor a San Agustín

La tradición se dio cita un año más en la Villa de Arafo con la celebración de la Romería en honor a San Agustín en la tarde de ayer, una cita que congregó a varios miles de personas ataviadas con el traje típico y llegadas desde distintos puntos de la Isla e incluso del Archipiélago.

La imagen del santo partía desde primeras horas de la tarde de ayer desde la capilla de La Cruz hasta la Esquina de Los Carros, donde esperaba la comitiva con los bailarines de El Hierro al frente de la Romería.

Al tiempo, sonaban las primeros acordes de nuestro folclore con las más de 30 agrupaciones y parrandas que participaron este año, así como de aquellos que con guitarra, timple o con cualquier instrumento que tuviesen en la mano se apuntaron para animar la fiesta. El baile y las canciones más típicas se escuchaban por cualquier parte del más del kilómetro y medio de la Romería, cortejo que daba colorido y alegraba el recorrido a su paso por las calles La Libertad, Arístides Ferrer, Músicos de Arafo, Obispo Pérez Cáceres, Modesto Fraile Poujade y Mario Marrero.

Fragancias culinarias

Paralelamente, desde los fogones de las 25 carretas que iban detrás de San Agustín se desprendían aromas y fragancias culinarias de platos con carne asada y garbanzas, pinchitos, huevos duros y de papas arrugadas con mojo. Además, garrafones y botellas con los mejores vinos, tanto de cosecha propia como de las afamadas bodegas que cuenta dicho municipio del Sur de Tenerife, complementaban la despensa en medio del jolgorio.

De hecho, los olores que salían de las carrozas atraían y embelesaban a los romeros y romeras que asistieron a este acto de las Fiestas Patronales araferas, quienes se colocaban alrededor de las mismas para degustar, saborear y catar los manjares más tradicionales y típicos de la romería arafera. La llegada de la comitiva a la plaza de San Juan Degollado, poco antes de oscurecer, se convirtió en otro punto de encuentro con las tradiciones porque arrancaba el Baile de Magos, el cual se prolongó hasta altas horas de la madrugada con las orquestas Acapulco y Revelación.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine