La Corporación insular mejora la red pluvial de la urbanización Acorán

Las obras costarán algo más de medio millón de euros. Se instalarán dos nuevos colectores y nuevas rejas para desviar el caudal de agua

04.08.2016 | 01:46
La Corporación insular mejora la red pluvial de la urbanización Acorán

El Cabildo de Tenerife, en colaboración con el Ayuntamiento de Santa Cruz, llevarán a cabo la mejora de la red de pluviales en el suroeste del municipio, en la urbanización Acorán, por un importe de más de 506.000 euros. Esta actuación, que cuenta con un plazo de ejecución de cuatro meses, supondrá la puesta en marcha de dos nuevos colectores y nuevas rejas transversales para el desvío del caudal.

El Consejo de Gobierno insular adjudicó recientemente la ejecución de estos trabajos, que se llevan a cabo desde el Área de Cooperación Municipal, a la empresa Transformaciones y Servicios S.L. Cabe destacar que están incluidos en el Plan Insular de Cooperación a las obras y servicios de competencia municipal 2014-2017, y que se financian al 50% entre ambas administraciones públicas.

El vicepresidente y consejero de Cooperación Municipal, Aurelio Abreu, señala que "la correcta canalización de las aguas es uno de los objetivos primordiales que tenemos en el Cabildo". Abreu afirmó que "es un paso más para conseguir mejorar la calidad de vida y la seguridad de los vecinos y visitantes de Santa Cruz, y en esta ocasión será la urbanización Acorán el objeto de estas obras de mejora en la red de pluviales, como las que ya hemos llevado a cabo en otras partes de la ciudad".

Los tranakps necesarios para la instalación de estos dos colectores de aguas pluviales en la urbanización Acorán comenzarán en la calle Abora, en su intersección con la calle Artemi. Las obras consistirán en la colocación de una tubería que discurrirá a lo largo de esta calle hasta su cruce con la calle Achamán. En este tramo se instalarán dos grupos de rejas transversales para la captación de las aguas de escorrentía procedentes de la parte superior de la calle Abora.

A continuación, el colector discurrirá a lo largo de la calle Achamán, con una tubería hasta el punto en el que la calle bordea el Barranco de el Pilar, desde el que se producirá el vertido al cauce del barranco. El punto final de este colector dispondrá de dos grupos de rejas transversales que captarán el caudal de agua procedente de la parte superior de la calle Achamán.

El segundo colector comenzará en el punto bajo de la calle Abora, donde se instalarán dos rejas transversales y cuatro sumideros con el objeto de captar la escorrentía que llega hasta este punto y evitar daños a las viviendas adyacentes.

Desde este punto se canalizará el agua a lo largo de la servidumbre de paso existente, entre la calle Abora y la calle Achamán. En el punto final del canal se instalará un pozo vertical para canalizar el agua hacia la tubería en la calle Achamán. También en el primer tramo la tubería dispondrá de dos rejas transversales para la captación de las aguas de escorrentía, y en el segundo tramo se instalarán dos grupos de rejas transversales con el mismo fin.

Desde el punto bajo, el colector discurrirá hasta su unión con el primer colector, para su posterior vertido al cauce del barranco. Y el vertido al Barranco del Pilar se producirá por medio de una tubería. De igual modo, se procederá a la reposición del firme y de los servicios afectados por la ejecución de las obras.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine