ÚLTIMA HORA
La Laguna

Abreu se despide de los militantes y Díaz encara la reestructuración de su Gobierno

El presidente insular del Partido Popular, Manuel Domínguez, ofrece su apoyo al alcalde

14.05.2016 | 02:00

El alcalde de La Laguna, el nacionalista José Alberto Díaz, afronta ya la reestructuración del equipo de Gobierno y deja la puerta abierta a la negociación con el resto de formaciones políticas con presencia en el salón de plenos. Por su parte, Javier Abreu envió ayer varios mensajes de despedida a los militantes socialistas.

Después de que Ferraz destituyera a Abreu este jueves de su cargo como secretario general de la Agrupación Local de La Laguna y ordenara la creación de una gestora en el municipio, ni él ni sus dos concejales más fieles –Yeray Rodríguez y Zebenzuí González– han realizado aún declaraciones.

El anuncio del PSOE llegó tras una fulgurante escalada de tensiones desencadenada el lunes después de que el alcalde nacionalista informara sobre su decisión de retirarle a Abreu todas las compentencias así como la tenencia de alcaldía.

El detonante fue el empeño de Abreu en presentar en el pleno del miércoles una moción en solitario sobre un área que le fue retirada en diciembre y que permanece en manos del alcalde: Aguas. Con todo, su petición de que se audite el funcionamiento de la empresa pública que gestiona este servicio, Teidagua, salió respaldada por unanimidad en el salón municipal.
Este pleno sirvió además para ofrecer la imagen definitiva de la ruptura socialista: Abreu, Rodríguez y González apoyaron una moción de Ciudadanos y sus compañeras –Mónica Martín y María José Castañeda– mantuvieron su apoyo al grupo municipal nacionalista. Ambas continúan en el Gobierno y al frente de sus áreas por orden expresa de su partido.

"Hasta siempre"

Desde que fue destituido por Ferraz, Abreu no ha comparecido ante los medios. No obstante, sí que ha enviado mensajes a la militancia socialista, según informó Radio Club Tenerife. La primera, dirigida a sus compañeros laguneros, sirvió para que el concejal diera las gracias "por el apoyo y el respaldo durante todo este tiempo". Además, aseguró que seguirá "siempre mirando al frente defendiendo a La Laguna y los valores en los que creemos". En la segunda grabación, dirigida con probabilidad al resto de socialistas canarios, vuelve a dar las gracias "por los servicios prestados y la lealtad de la mayoría de ustedes" y concluye despidiéndose con un "hasta siempre.
Continuamos en la lucha".

El alcalde de La Laguna afronta lo que él mismo definió ayer como la reestructuración de su Gobierno. Unos cambios que podrían llevarse a cabo con la colaboración del Partido Popular, pues el líder del PP en Tenerife, Manuel Domínguez, ha manifestado su voluntad de facilitar la estabilidad en el Ayuntamiento lagunero.

Pese a que desde el principio del mandato el líder de los populares en el municipio, Antonio Alarcó, ya apostó por un tripartito, Domínguez dio ayer en sus redes el espaldarazo definitivo a esa posibilidad. "El alcalde José Alberto Díaz tiene en el PP de Tenerife un partido serio que está dispuesto a hablar sin cheques en blanco", avanzó.

Por su parte, José Alberto Díaz prefirió no valorar la situación de Abreu dentro del PSOE. "No me meto en las dinámicas de la organización de ningún partido político salvo el mío", zanjó. Asimismo, el nacionalista restó importancia a su actual postura de debilidad en el pleno. "Este es un municipio de gran población y el pleno tiene un carácter político. El día a día se hace a través de la Junta de Gobierno y de las tenencias de alcaldía y eso se sigue manteniendo", explicó.

Lo que sí que reconoció Díaz es la necesidad "de recomponer la redistribución de las áreas" y buscar nuevos apoyos en el pleno "como he hecho hasta ahora. Estoy abierto a cualquier posibilidad".

Por lo pronto aún no hay fecha para la mesa de seguimiento del pacto que el alcalde solicitó el lunes tras apartar a Abreu de sus funciones. Lo que sí que se ha producido ya es la comunicación por parte de la cúpula socialista de que, en breve, se le comunicará al alcalde a quién debe entregarle las áreas de Abreu, González y Rodríguez. "Me indicarán a quién se las entrego, así me lo comunicaron hace dos días", detalló.

Se abre la puerta, además, a un nuevo reparto de competencias entre nacionalistas y socialistas. "En un primer momento me van a pedir que les devuelva las áreas que tenían y después haremos la apuesta definitiva y la sentada. Hay que hacer una remodelación en un no muy largo periodo de tiempo. Pero lo he dicho siempre: les voy a devolver sus áreas sin ningún tipo de problema", indicó.

Díaz considera que la destitución de Abreu fue necesaria. "Tengo la conciencia tranquila. Espero que la gente me entienda. He venido aquí a hacer gestión pública y han estado enturbiando la gestión jugando a estar al mismo tiempo en el Gobierno y en la oposición. Pretendieron convertir esto en una especie de Juego de Tronos. Esos juegos son para la televisión, yo he venido a solucionar los problemas de los ciudadanos", concluyó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine