La vicepresidenta del Gobierno asegura que el escrito no tiene su autorización

La Consejería de Vivienda anuncia que revisará la carta enviada por el gerente de Visocan al Ayuntamiento y tomará las medidas pertinentes

06.04.2016 | 14:30

La carta que la gerencia de Visocan, empresa pública de Vivienda del Gobierno de Canarias, ha enviado al Ayuntamiento de Santa Cruz exigiéndole que deje de pagar el agua y la luz a okupas "no cuenta con la autorización ni de la Dirección General de Vivienda ni de la vicepresidenta del Ejecutivo", la socialista Patricia Hernández. Así lo han asegurado a la opinión de tenerife fuentes de la Consejería de Empleo, Políticas Sociales y Vivienda de la Comunidad Autónoma, que también indican que dicho escrito ni siquiera ha pasado por el Consejo de Administración de Visocan, que preside la propia Patricia Hernández.

En este sentido, desde la Consejería de Vivienda y desde la vicepresidencia del Gobierno de Canarias se ha dejado claro que "no se comparte el contenido" de la carta enviada al Consistorio chicharrero, la cual ha sido firmada por el gerente de Visocan, Víctor González. La Consejería de Vivienda ha manifestado que el escrito será revisado por la propia vicepresidenta y por el director general, y que se tomarán las medidas que sean necesarias al respecto.

"Como es lógico, el Gobierno de Canarias no ha pretendido en ningún momento que el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife deje de pagar las ayudas del agua y de la luz a los ciudadanos que lo necesiten. Revisaremos el contenido de la carta, porque parece que se ha remitido al Consistorio sin autorización ni permiso ninguno", indican fuentes del Ejecutivo canario.

En el escrito, Visocan también acusa al Ayuntamiento capitalino de colaborar con la ocupación ilegal de viviendas en el municipio y amenaza con llevarlo ante los tribunales por dicha actuación.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine