Comercio

Adiós a La Galaica tras 52 años

El responsable de la tienda especializada en textiles del hogar de la calle Castillo asegura que ahora es un buen momento ya que al menos pueden pagar a proveedores y empleados

31.03.2016 | 02:09
Adiós a La Galaica tras 52 años

Han pasado 52 años desde que la familia Escudeiro creó su empresa en Santa Cruz de Tenerife. Ahora, cinco décadas después, La Galaica echa el cierre en su tienda ubicada en el número 44 de la calle Castillo. El administrador de la sociedad, Miguel Escudeiro, hijo de los primeros propietarios, asegura que la decisión obedece a una actitud responsable.

Son conscientes de que quizás lo peor de la crisis económica ya ha pasado. Han sobrevivido a los peores años haciendo frente a las facturas con lo poco que sacaban de beneficios. Ahora su rentabilidad se ha visto mermada de forma considerable y no les queda otra alternativa que poner el candado a lo que ha sido durante tantos años toda su vida. "Es mejor parar ahora, tomar esta medida a tiempo, para cumplir con todos los que debemos cumplir", explicó ayer Escudeiro.

En estos momentos su situación financiera les permite afrontar el pago a todos los proveedores y también abonar la indemnización que se merecen sus trabajadores después de tanto años de dedicación. Si han sobrevivido durante todo este tipo es porque su local, en pleno centro de la ciudad, es de su propiedad. "Si hubiéramos tenido que pagar alquiler, el cierre se habría producido mucho antes", matizó el empresario.

Como anunciaba Paseando Por Santa Cruz hace tan solo unos días a través de su página de Facebook, la tienda colgaba carteles en todos sus escaparates anunciando la liquidación por cierre con descuentos de hasta un 30% sobre el precio inicial. "Las circunstancias del mercado mandan y hay que tomar decisiones aunque sean duras", valoró el administrador de La Galaica. "Para nosotros no han llegado todavía los tiempos buenos y lo que teníamos claro era que había que hacer las cosas bien, algo que es fundamental para nosotros después de toda una vida aquí", añadió.

En este establecimiento emblemático de la capital tinerfeña miles de vecinos de varias generaciones se han surtido durante años de su especialidad, textiles del hogar además de elementos decorativos para cualquier tipo de casa. Como anuncian en su página web, en un intento por adaptarse a la nueva sociedad de la información y la comunicación, han vendido durante estos años cortinas y lencería confeccionada para las viviendas siempre a un precio "realmente competitivo y con la calidad" que, aseguran, siempre les ha caracterizado durante estos años. Su intención en todo momento ha sido buscar los mejores productos a través de proveedores de confianza.

Su personal, "altamente cualificado y con muchos años de experiencia" en el sector, se ha dedicado a atender a los clientes en un local de más de 400 metros cuadrados.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine