Santa Cruz

Los trabajos de la estación de cruceros se centran en el dragado del Muelle Ribera

Se interviene en la impermeabilización de los módulos para que la obra termine en agosto

16.03.2016 | 14:04
Un detalle de las obras de construcción de la nueva estación de cruceros.

La Autoridad Portuaria de Santa Cruz de Tenerife asegura que las obras de construcción de la futura estación de cruceros del Puerto santacrucero, iniciadas el pasado mes de julio, se desarrollan a buen ritmo. En la actualidad, las principales actuaciones se centran en la impermeabilización de los módulos de madera contralaminada. El organismo provincial explicó ayer que este material otorga al edificio mayor ligereza y reduce su peso respecto a si se construyera a base de hormigón.

La Autoridad Portuaria asegura, asimismo, que el empleo de este último material tampoco hubiera permitido la ejecución de la gran diversidad de formas que caracteriza a la edificación del Puerto capitalino. Una vez que concluya la impermeabilización de estos módulos, se procederá a recubrirlos con placas de diferentes colores de composite de aluminio. En la actualidad, también se están ejecutando los volúmenes interiores de edificio que albergará la estación de cruceros, así como sus redes de instalación, alicatados y suelos, entre otras cosas.

Estos días también se desarrollan los trabajos de dragado de la segunda alineación del Muelle de Ribera. Este conjunto de labores permitirán pasar de los ocho metros y medio de calado actuales a los diez. Esto es imprescindible para cumplir con los requerimientos del buque tipo empleado en la redacción del proyecto.

Los primeros trabajos de dragado comenzaron a ejecutarse a finales del pasado año 2015. Sin embargo, el pasado lunes la intervención se amplió y también se está trabajando de noche. Estas ejecuciones se prolongan de siete y media de la mañana a once de la noche. Esta actuación se realiza en horario nocturno para evitar las molestias ocasionadas por el tráfico marítimo diurno de la zona. Además, con esta ampliación se espera que las obras estén concluidas dentro de plazo, es decir, el próximo mes de agosto.

Antes de las acciones de dragado, se ejecutó el refuerzo del Muelle de Ribera a través de la colocación de una nueva viga carril dividida en módulos de más de 23 metros de longitud. El objetivo de esta instalación es que sirve de soporte para la pasarela de embarque y desembarque que utilizarán los cruceristas en el futuro. Para transmitir directamente al terreno la sobrecarga que supondrá la instalación de dicho elemento y la del nuevo tiro de amarras, se construyeron 187 micropilotes que evitarán la afección al resto de la estructura del Muelle.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine