Los empresarios del Sur solicitan más medios de seguridad y leyes más severas

El CEST y el Foro de Amigos del Sur ven insuficientes los agentes que hay para responder al gran número de vecinos y turistas

07.03.2016 | 02:00

Distintas organizaciones de empresarios del Sur ven la necesidad de aumentar los medios para mejorar la seguridad en las zonas turísticas. Según indicaron los representantes del Círculo de Empresarios y Profesionales del Sur de Tenerife (CEST), el Foro de Amigos del Sur (FAST) y la patronal hotelera, hace falta incrementar los servicios de los cuerpos y fuerzas del Estado ya que aseguran que en la actualidad son insuficientes para hacer frente a las demandas de todos los habitantes y extranjeros que acogen sobre todo los principales núcleos turísticos. Aunque todos coinciden en que en los últimos meses han existido puntuales casos de agresiones de mayor violencia, afirman que el principal problema en esta parte de Tenerife son los hurtos y robos que sufren principalmente los visitantes, de ahí que soliciten leyes más severas para este tipo de delincuentes.

El presidente de la Asociación de Empresarios y Comerciantes de Adeje y vicepresidente del Círculo de Empresarios del Sur, Jordi Esplugas, es uno de los que defiende que hay que reforzar la seguridad en estas áreas de la Isla. Aunque destaca que la Policía Nacional y la Guardia Civil hacen una labor "encomiable", el personal es "insuficiente" y hay que adecuar "las plantillas a la realidad social del territorio", que concentra a casi 300.000 ciudadanos más los 4,5 millones de turistas al año.

Para garantizar el bienestar de toda esa población, considera que hay que buscar la manera de que el número de efectivos "se equilibre en el tiempo" con la cantidad de población y también reivindica más recursos técnicos para ellos. Jordi Esplugas asegura que el Sur "siempre ha salido perdiendo en el reparto e índices de policías por habitantes" tanto a nivel nacional como regional y un ejemplo de ello es que falta "un 30% de plantilla". En la actualidad "estamos en un 70% y eso se tiene que resolver más pronto que tarde", agrega.

Para él, el principal problema son los hurtos y los "tirones" que "lógicamente" se dan más ahí por ser una zona turística, ya que parece que es en esos lugares donde "los dueños de los ajeno tienen mejores resultados", pero recuerda que tanto la Guardia Civil como la Policía Nacional tienen equipos especiales para atajarlos. ¿Pero y qué pasa con los ataques violentos de los últimos meses?

El caso más impactante fue el asesinato en diciembre de Raimundo Toledo, presidente de Tenerife de Gasolineras (Tgas) y propietario de una estación de servicio en El Médano, en Granadilla. Su cuerpo fue encontrado calcinado en el maletero de un coche después de que el vehículo fuera despeñado desde lo alto de un barranco de San Miguel de Abona. Tres fueron los detenidos por este caso y entre ellos se encuentra la novia de un sobrino de la víctima.

Otros empresarios del Sur también han sufrido agresiones graves en los últimos meses, incluso, en sus viviendas y la más reciente ha sido la paliza que unos cuatro individuos le propinaron a José Tavío, empresario y denunciante de varios casos que implican a diversos políticos en Arona. La víctima estuvo hospitalizada al tener la pierna y varias costillas rotas. En este caso, no se descarta que esta agresión tenga que ver con una de las causas que ha llevado a los juzgados o a la Fiscalía. Cabe recordar que él es testigo del caso Arona, denunció al exalcalde José Alberto González Reverón y a otros por permitir una supuesta obra ilegal haciéndola pasar por una cuadra de caballos y además ha llevado ante el Ministerio Pública al exconcejal de Urbanismo Carmelo García por la presunta actividad ilegal de una discoteca.

El vicepresidente del Círculo de Empresarios del Sur asegura que estos tipos de casos son "aislados" y descarta la presencia de "mafias" en el Sur, aunque sí deja la puerta abierta a "pequeños grupos organizados a los que se hace un seguimiento y han ido cayendo a lo largo de estos meses". Después de mantener hace unos días una reunión con el delegado del Gobierno en Canarias, Enrique Hernández Bento, indica que la información aportada por este "es tranquilizadora".

Pequeños hurtos

Para él, el principal problema del Sur son sobre todo los pequeños hurtos e manifiesta las "dificultades que tienen los cuerpos con la legislación actual para acabar con esta lacra". Explica que todo lo que no supere los 400 euros es considerado una falta y hay personas que son "verdaderos profesionales en ese sentido que molestan sobre todo a los turistas", y eso "daña la imagen de Tenerife como destino turístico", añade. Afirma que existe gente, de hecho, "que cometen robos sin pasar esa cifra y es detenida por esto hasta 30, 40, 50 veces y es soltada inmediatamente".

Ante esta situación, Jordi Esplugas ve "necesario" endurecer las leyes y recuerda que los sucesos ocurren "en toda la Isla". De hecho, el empresario asesinado "fue secuestrado en Santa Cruz", puntualiza, de ahí que defienda que estos hechos "no se circunscriben a un ámbito concreto ni lo considere permanente". "En el sector estamos seguros de que vivimos en una de las zonas mas seguridad de España y Europa", sentencia.

Por su parte, la vicepresidenta de la Asociación Hotelera y Extrahotelera de Tenerife, La Palma, La Gomera y El Hierro (Ashotel), Victoria López, no tiene claro si el problema es que hacen más efectivos para el Sur, pero sin embargo no muestra dudas a la hora de afirmar que es necesario una mejora de las instalaciones de la Guardia Civil y de la Policía Nacional ya que las actuales "no son las más apropiadas". En el caso de la primera, en Granadilla de Abona, existe la petición de que sea trasladada a Las Chafiras o al Parque de la Reina para que el personal pueda "trabajar mejor y abarcar más población". En el caso de la segunda, los establecimientos de Los Cristianos "no son las adecuadas y están saturadísimas", según se habló en la reunión mantenida a finales del pasado mes con el delegado del Gobierno en Canarias, Enrique Hernández Bento. De igual forma, aludió a la implicación de los ayuntamientos para ofrecer mayor seguridad, ya que de ellos dependen las policías locales.

En este mismo ámbito, la patronal hotelera también ve necesario simplificar el proceso a aquellos que sufren hurtos o robos. "Pedimos que los visitantes que sufran este mal trago no tengan que ir luego a las comisarías varias veces" y, en el encuentro celebrado con el representante estatal, se propuso buscar fórmulas que lo permitan,

Al igual que el CEST, la patronal hotelera considera imprescindible endurecer las leyes para luchar contra los hurtos que se producen en esa parte de la Isla. Existen "profesionales de esto que vienen a hacer su campaña" en Tenerife "y demandamos un mayor control no solo en los aeropuertos sino también en donde se alojan, porque usan viviendas vacaciones y ahí no hay ficha policial", avisa Victoria López, quien califica de "pena" que tampoco puedan ser "repatriados a sus países aquellos europeos que realizan diversos hurtos".

Disminución en los hoteles

Al menos, según destaca, se ha registrado una reducción de casos de este tipo en los hoteles, en los que se lleva "la apropiación al descuido", y resalta los resultados positivos que han tenido los cursos de formación impartidos por la Policía Nacional, así como el buzón de sugerencias creado que permite contactar inmediatamente con los agentes de este cuerpo y de la Guardia Civil. Para actuar contra los "casos puntuales graves" que se han dado en los últimos meses, Victoria López apuesta por formar también a los empresarios sobre "cómo actuar" para evitar esas agresiones violentas, porque "les roban y se ha visto cómo también afecta a taxis y comercios", agrega.
La misma línea siguió el presidente del Foro de Amigos del Sur (FAST) y expresidente de Ashotel, José Fernando Cabrera. Según explica, "las bandas vienen en invierno de Europa" para realizar sus hurtos y "escandalizar", pero el que "delinque que lo pague", defiende. Como condena, es partidario de que al menos estas personas "puedan ser expulsadas si pertenecen a esas bandas" y, por otro lado, también ve necesario aplicar medidas que impliquen que el turista afectado por este tipo de actos no tenga que pasar tantas horas en las comisarías. "Encima que te roban, tienen que perder un tiempo desagradable" para poner la correspondiente denuncia y los visitantes "terminan indignados", advierte el representante de esta organización.

Por otro lado, también ve la necesidad de aumentar las plantillas de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado porque las actuales "son escasas". "Con la crisis están muy cortas y no sé si en las zonas turísticas tienen en cuenta la población flotante", así que hacen falta "más medios" y "más colaboración" entre empresarios y agentes para reducir la delincuencia, con acciones como "cámaras y controles con los empleados", dijo a modo de ejemplo a raíz del "repunte" que se ha registrado en los últimos meses de "agresiones físicas importantes" a este último grupo de la población en el Sur.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine