Reconocimiento ciudadano

Homenaje a un baluarte vecinal

Representantes de las asociaciones del litoral de Anaga, amigos y familiares agasajan a Severiano Bermúdez por sus más de 40 años de trayectoria

29.02.2016 | 17:09
Homenaje a un baluarte vecinal

Representantes vecinales, amigos y miembros del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife y del Cabildo celebraron ayer, en el barrio de María Jiménez, un sentido homenaje a Severiano Bermúdez Robayna, el histórico líder del movimiento vecinal y presidente de la Federación de Asociaciones del Litoral de Anaga (FALA) desde 1978. El que también fuera concejal en el Consistorio capitalino entre 1987 y 1995 ha decidido "dar un paso a un lado para que los jóvenes, o quienes tengan más ímpetu, sigan con la labor de defensa de los vecinos", afirmó durante un almuerzo en el restaurante La esquina de Anaga. Sin embargo, como añadió, deja la puerta abierta para seguir ayudando en lo que pueda o cuando se lo pidan.

Severiano Bermúdez, padre del alcalde de Santa Cruz de Tenerife, José Manuel Bermúdez, no dudó en bromear cuando dijo que ya había tenido "muchas peleíllas con diferentes alcaldes y por eso me marcha ahora porque no quiero pelear también con mi hijo". Gracias a la FALA, destacó, "no solo he conocido a Anaga y sus barrios, sino que la he amado" y añadió que cesa en su cargo para pasar el testigo a Goya Alonso, que ha sido vicepresidenta de esta federación.

Los representantes vecinales hicieron entrega de una placa en la que se le reconocía su labor en el movimiento vecinal, su esfuerzo y trabajo incansable en defensa de los intereses y derechos de los vecinos de todos los barrios del litoral de Anaga durante cerca de cuarenta años.

Carlos Alonso intervino también para agradecer la labor de Severiano Bermúdez por el trabajo que ha realizado durante tantos años para lograr que los vecinos de Anaga estén hoy mucho mejor.

José Manuel Bermúdez, que inició su discurso diciendo que intentaría no emocionarse, no pudo hacerlo cuando se refirió al "padre ejemplar" que le ha transmitido la vocación de servicio por los demás y cómo, cuando comenzó él mismo a tener responsabilidades públicas, recordó lo que había aprendido de su padre, como esencia del servicio público, y que es el no perder nunca los valores para trabajar siempre en dar lo mejor a los vecinos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine