La Laguna

El Ayuntamiento abrirá las ruinas de San Agustín tras comprobar si son estables

El alcalde encarga un informe para conocer el estado de la estructura y si el acceso sería seguro

18.02.2016 | 14:19
Interior de las ruinas de la antigua iglesia de San Agustín.

El Ayuntamiento de La Laguna abrirá al público las ruinas de la iglesia de San Agustín. El alcalde del municipio, José Alberto Díaz, explicó ayer que su intención es que la antigua iglesia quemada pueda ser visitada e incluso usarse como plaza pública mientras se encuentran fondos para el proyecto que lo convertirá en un gran centro cultural.

No obstante, explicó Díaz, antes habrá que "confirmar si las ruinas son seguras tal y como están para que los vecinos y visitantes puedan transitar por su interior". Para ello, el Gobierno local ha encargado un estudio para saber con exactitud cómo se encuentra la estructura, cerrada desde hace décadas. Para ello, el presupuesto municipal aprobado recientemente para este 2016 incluye una partida que ronda los 360.000 euros.

Mientras, los vecinos han iniciado esta misma semana una campaña de recogida de firmas a través de la plataforma Change.org: "Por la apertura de la iglesia quemada de San Agustín en espacio público".

"El 2 de junio de 1964 se produjo el mayor incendio acaecido en la ciudad de La Laguna donde la iglesia de San Agustín quedó destruida. En la actualidad se conserva parte de su estructura", recuerda la petición, que ayer ya había sido rubricado por 164 personas.

En el texto de la misma, su promotora, María Tomé Nuez, asergura que "desde hace 42 años, la situación de este espacio tan emblemático de la ciudad se encuentra en estado de abandono". También recuerda que pese a que en el año 2005 se falló un concurso público de ideas para aprovechar este espacio para el uso vecinal "todavía no se ha podido realizar la propuesta elegida por circunstancias económicas". "Esto supone la pérdida de un espacio con muchísimo potencial para la ciudad y sus ciudadanos y un empeoramiento de la imagen e higiene del casco histórico de La Laguna, que es Patrimonio de la Humanidad por la Unesco", lamentan.

Por este motivo "como laguneros" proponen "que se abran las puertas para poder usarlo como espacio público abierto y limpio, que no suponga ninguna inversión ni sobrecoste para el Ayuntamiento y como antesala hasta que llegue la inversión privada que acabe por reconvertir este espacio".

Precisamente esa es la idea de los gestores del Consistorio lagunero que sin embargo no hará ningún tipo de movimiento "sin que esté completamente asegurado que no existe ninguna posibilidad de peligro, sobre todo de desprendimientos, para las personas que transiten por su interior", concluyó Díaz.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine