La Laguna

La Casa Anchieta se convierte en sede temporal del archivo del Ayuntamiento

El Gobierno local prevé que las 10.000 cajas depositadas en la vivienda se trasladen "en unos meses"

12.01.2016 | 02:00

La Casa Anchieta es desde ayer la sede provisional del archivo adminitrativo del Ayuntamiento de La Laguna. Durante toda la mañana, media docena de empleados municipales fueron y vinieron con un camión desde un local de la calle Consistorio –alquilado por la Corporación– hasta el inmueble de la Plaza del Adelantado, donde nació el misionero José de Anchieta (1534-1597), para trasladar 10.000 cajas con documentación oficial. La vivienda natal del religioso, conocido como el Apóstol de Brasil y que en 2004 fue declarado santo por el Papa Francisco, está cerrada hace seis años y el proyecto para convertirla en un museo dedicado a su figura lleva 14 años paralizado.

La concejal de Presidencia, la socialista Mónica Martín, explicó ayer que ordenó trasladar los expedientes municipales a este inmueble –propiedad del Ayuntamiento–a la espera de que "en unos meses" concluya el trámite interno y esté listo el pliego para convocar un concurso público que permita arrendar una nave donde se centralizarán los archivos administrativo e histórico de La Laguna.

Martín asegura que la medida pretende reducir los gastos de mantenimiento del archivo. Hasta ahora, el Ayuntamiento tenía un local alquilado, donde se guardaban las 10.000 cajas que se trasladaron ayer y una empresa externa custodia otras 7.000 cajas. Asimismo, los documentos históricos se almacenan en el antiguo colegio de Las Dominicas. Además de generar un ahorro, la edil socialista espera que con la nueva sede, el municipio disponga del espacio suficiente para guardar los documentos que genere durante los próximos 15 años. "Ojalá podamos seguir avanzando en la administración electrónica para generar menos papeles, pero por ahora la ley nos obliga a almacenar durante un mínimo de cinco años gran parte de los documentos que generamos", detalló la edil.

El Ayuntamiento compró la Casa Anchieta hace más de 30 años. En 2002, la alcaldesa Ana Oramas presentó un proyecto impulsado por los Amigos de Padre Anchieta, un colectivo integrado por personalidades vinculadas a la cátedra creada en su honor en la Universidad de La Laguna, para dedicar el inmueble a un museo. El 20 de enero de 2003 se iniciaron las obras de restauración del edificio, que costaron 537.000 euros. Tras el incendio del Obispado, en 2006, la Diócesis trasladó allí sus oficinas hasta 2009. Desde entonces, la casa permanece cerrada. En 2014 el Centro Internacional para la Conservación del Patrimonio (Cicop) estuvo a punto de mudarse allí pero el traslado fue frenado a último momento.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine