La Laguna

Urbanismo vuelve a bonificar un 50% el Impuesto sobre Obras

El Consistorio reduce del 3,75% al 1,88% el tipo del gravamen para impulsar la economía y paliar el desempleo en la construcción

08.01.2016 | 10:30
Varios trabajadores en una obra en la zona de San Honorato, en La Laguna.

La concejal nacionalista Candelaria Díaz, confirmó ayer que la Gerencia de Urbanismo que dirige renovará la bonificación del 50% del Impuesto sobre Construcciones y Obras, ICIO, que se viene aplicando desde 2014 en La Laguna. La modificación del ICIO supone la reducción del tipo de gravamen vigente, que pasa del 3,75% a un tipo del 1,88%.

Con esta medida el Ayuntamiento pretende seguir colaborando en la reactivación económica del municipio y, además, pretende paliar el desempleo del sector de la construcción generado por la crisis que, Candelaria Díaz recordó "ha sido notable en La Laguna". La concejal de Urbanismo, Hacienda y Patrimonio entiende que "ésta es una de las vías para seguir creando mano de obra" y sostiene que desde el grupo de Gobierno "hemos previsto que la reducción de la presión fiscal genera un aumento de la actividad", lo que se traduce en un incremento de la solicitud de licencias.

Además, destaca que esta bonificación, que nació con carácter temporal, tiene vocación de continuidad, "siempre que tras cada evaluación de los resultados se sigue confirmando que su evolución es positiva, como hasta ahora".

La rebaja del ICIO afectará a todo tipo de obras, ya sean de reforma o para edificios de nueva planta, y se aplicará próximamente tras su publicación en el Boletín Oficial de la Provincia.

Díaz concluye: "con esta iniciativa que prorrogamos ahora estamos pensando en clave de futuro, en la ciudadanía del municipio y en recuperar poco a poco la calma en la sociedad como un aliciente para que empresas y ciudadanos vuelvan paulatinamente a recuperar la confianza en el sector".

El frenazo de la construcción redujo los ingresos de la Gerencia de Urbanismo de La Laguna en seis millones de euros. Desde el inicio de la crisis, en 2007, la recaudación por el Impuesto de Construcciones, Instalaciones y Obras descendió desde los 7.123.595 a 1.257.424 euros en 2011. El desplome comenzó en 2008, cuando la recaudación se contrajo hasta los 3,3 millones y se mantuvo la tendencia en 2009, cuando tocó suelo al llegar a 1.209.259 euros. En 2010 hubo un leve repunte y se recaudaron 1.427.477 euros. En 2013, el Ayuntamiento ingresó 2,9 millones de euros por este impuesto, en tanto que durante el año pasado la previsión de recaudación se situó en 1.723.499 euros.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine