Santa Cruz

Un artista en busca del éxito de todos

El chicharrero Guillermo Pérez Martín crea la primera distribuidora digital de música de Canarias

04.01.2016 | 02:00
Guillermo Pérez durante la presentación de Aries Music en Tenerife.

Simples, justos y más baratos. Este es el sencillo lema de la primera distribuidora digital canaria que ha creado el chicharrero Guillermo Pérez Martín. Aries Music lleva poco más de un mes en funcionamiento y ya ha logrado reunir a más de una veintena de grupos canarios entre sus filas. Los músicos están de suerte con esta nueva empresa puesto que el emprendedor da cabida a cualquier estilo musical, todo ellos con numerosas facilidades. Y es que él mismo conoce las dificultades del mundo de la música porque forma parte de él desde los 14 años.

Guillermo Pérez es natural de Santa Cruz, aunque en la actualidad vive en otra parte de Tenerife. Tiene 32 años y desde los 14 forma parte de grupos de música. Comenzó a estudiar guitarra cuando estaba en el colegio, con solo 12 años, y más tarde vinieron las clases de batería y piano. Sin embargo, reconoce que lo más importante lo ha aprendido solo, investigando él mismo con los instrumentos. Adora el punk rock pero con el paso del tiempo sus creaciones se han dirigido más hacia el pop. En los grupos en los que ha estado siempre ha ocupado el puesto de guitarra o voz; sin embargo, en su último proyecto en solitario, Holy Disgrace, ha tenido que encargarse de todos los detalles del sonido.

A lo largo de su carrera musical ha tenido muchos éxitos pero, sin duda, los más destacables están íntimamente ligados a su proyecto en solitario. Con Holy Disgrace fue finalistas de dos certámenes a nivel nacional y uno de ellos le dio la oportunidad de llevar su música al Centro de Creación Contemporánea Matadero, de Madrid.

Guillermo Pérez estudió Ingeniería Técnica de Telecomunicación en la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria y cursó un máster de Acústica en Barcelona. Poco después de volver a su tierra natal, tras finalizar los estudios, comenzó a trabajar en una empresa en la que aún hoy permanece. La llegada de sus hijos al mundo hace algunos años le ha dificultado poder seguir con su carrera musical. Así, hace un año comenzó a indagar a través de internet puesto que por su cabeza rondaba la idea de dar forma a una distribuidora digital de música.

Durante todo este tiempo ha compaginado su trabajo con este proyecto, al que ha dedicado largas noches en vela. A pesar de que la idea es suya, siempre ha recibido el apoyo del empresario y pinchadiscos Víctor Carballeira, que ahora ha pasado a ser su socio en Aries Music. Guillermo Pérez explica que el trabajo de las distribuidoras es bastante desconocido, tanto para los clientes como para los propios músicos. De este modo, el chicharrero explica que "nosotros nos encargamos de distribuir la música de los grupos que contratan nuestro servicios a través de determinadas plataformas digitales".

La trayectoria de Pérez como músico le lleva, ahora, a poner todo tipo de facilidades a los artistas que contratan los servicios de su nueva distribuidora. "Lo normal es que ellos tengan que realizar diferentes pagos a lo largo de los años para poder disfrutar de los servicios de una empresa de este tipo, sin embargo nosotros solo contamos con un pago único", relata.

El nombre que recibe esta primera distribuidora digital de música en Canarias tiene una bonita historia detrás. Guillermo Pérez explica que Aries era el nombre del estudio de música más antiguo que existió en Canarias y que se encontraba en la calle San Vicente Ferrer de Santa Cruz de Tenerife desde los años 60 del pasado siglo. "Desde que tenía 12 años soñaba con poder grabar un trabajo mío en ese lugar pero jamás tuve la oportunidad. Cuando volví a Tenerife, tras terminar mis estudios, busqué un sitio en el que poder ensayar con mi grupo y contacté con el responsable del local", explica el chicharrero, quien finalmente se animó a gestionar el lugar para convertirlo en una asociación cultural. Sin embargo, este espacio tenía importantes deficiencias acústicas y tuvieron que paralizar el proyecto. "Sin embargo, cogí el alma y el nombre de la idea para plasmarlo también en la distribuidora que ahora ha visto la luz", comenta Pérez. Además, el santacrucero no descarta volver a abrir las puertas de la asociación cultural cuando se vea capacitado para afrontar la reforma que el local necesita.

Aries Music comenzó a funcionar a mitad de noviembre y ya se ha presentado en Gran Canaria y Tenerife. Pérez reconoce que "hemos tenido una acogida tímida pero se debe, sobre todo, a que le gente no conoce demasiado bien el trabajo que podemos llegar a realizar". A pesar de ello, a los 20 artistas con los que cuenta en la actualidad, pronto se sumarán otros 20 que proceden directamente de otro sello independiente de Pamplona que cierra sus puertas y les ha transferido a sus músicos.

Sin duda, los músicos locales están de suerte ahora que Aries Music ha salido a la luz. La posibilidad de distribuir su propia música pasa de estar en manos de unos pocos artistas que tienen la posibilidad de acceder a grandes presupuestos y buenos estudios de grabación. Y es que Guillermo Pérez asegura que "yo no me encargo de determinar la calidad de una grabación, ni técnica ni artística, simplemente quiero que los grupos tengan la posibilidad de dar a conocer lo que hacen con las máximas facilidades posibles".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine