"Las conseguí, ¡qué felicidad!"

Las 18.000 entradas que Fiestas puso ayer a la venta para recibir a los Reyes Magos en el Estadio se agotaron en unas cuatro horas

31.12.2015 | 02:00
Un ciudadano y su hijo consiguen, tras una larga cola, las localidades para el acto de los Reyes Magos en el Estadio Heliodoro Rodríguez López, en Santa Cruz de Tenerife.

"Las conseguí, ¡qué felicidad!". Fue lo primero que dijo Chaxiraxi Gorrín, una joven de Ofra, tras lograr comprar ayer, después de una larga cola, nueve entradas para recibir a los Reyes Magos en el Estadio Heliodoro Rodríguez López, en Santa Cruz de Tenerife, el próximo 5 de enero. Y es que el año pasado, y a pesar de haberle prometido a su hermano pequeño de seis años que lo llevaría a ver los Reyes, Gorrín, que también acudió a las taquillas del Estadio, se quedó sin ellas porque cuando le tocó su turno ya se habían agotado. "Estoy a punto de ponerme a llorar. Mi hermanito el año pasado se puso muy triste porque yo no logré comprarlas. Esta vez le dije que me levantaría muy, muy temprano, y así fue. Ya las tengo en mis manos. ¡Qué felicidad y qué contento se va a poner!", comentó la joven.

La expresión de satisfacción y de alivio que mostró Chaxiraxi Gorrín tras adquirir las entradas para los Reyes se repitió en cada uno de los rostros de las miles de personas que también ayer consiguieron comprarlas, tras largas colas tanto en las taquillas del Heliodoro Rodríguez López como en las cinco oficinas municipales de los Distritos (Suroeste, Ofra, Anaga, Centro y Salud-La Salle). Y es que las 18.000 localidades que el Organismo Autónomo de Fiestas del Ayuntamiento de la capital puso ayer a la venta para el espectáculo de los Reyes Magos en el Estadio se agotaron en apenas unas cuatro horas después de que se abrieran las taquillas, lo que ocurrió a las diez de la mañana.

Hubo algunos vecinos que decidieron pasar la noche en la calle para no quedarse sin entradas y para no dejar sin la ilusión de ver el helicóptero de los Reyes a los más pequeños de la casa. Fue el caso, por ejemplo, de Yurena Rodríguez, quien fue una de las primeras en adquirir las localidades.

Las interminables horas en las colas provocaron algún que otro momento tenso entre los ciudadanos que allí se encontraban, pero finalmente la jornada transcurrió con normalidad. Eso sí, los que se quedaron sin entradas no pudieron disimular la tristeza y la decepción y pidieron al Ayuntamiento que se busque un lugar aún más grande para que más niños puedan disfrutar de ese día.

"Nosotras estamos desde las siete de la mañana en la cola del Estadio. No íbamos a dejar a nuestros niños sin entradas para ver a los Reyes. Hemos comprado 16 para toda la familia. Es que son muy baratas, a un euro cada una; la recaudación va destinada a un fin social y la emoción que sienten ese día los niños no tiene precio. Por eso, hay motivos suficientes para hacer las colas que hagan falta", contó Magdalena García, una vecina de Añaza. En el Distrito de Ofra, incluso, se repartieron churros entre los vecinos que prácticamente pasaron allí la noche para adquirir sus localidades.

El Consistorio informa de que la recaudación por la venta de las entradas será distribuida entre una decena de organizaciones sin ánimo de lucro radicadas en la capital y vinculadas a la infancia: Aldeas Infantiles, Nuevo Futuro, Padre Laraña, Ahete, Funcasor, Fundación Canaria Oliver Mayor contra la Fibrosis Quística, Aldis, Rotary Club Tenerife Ramblas y Apanate, además del proyecto contra el maltrato infantil del Colegio de Psicólogos.

El acto de los Reyes en el Estadio comenzará a las 17:00 horas. Después, la cabalgata arrancará a las 19:00, con el mismo recorrido pero con numerosas novedades que serán presentadas el lunes.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine