Santa Cruz

Bermúdez ordena la redacción de un proyecto para demoler el 'mamotreto'

El alcalde de Santa Cruz confía en que el documento para proceder al derribo total del inacabado edificio de aparcamientos y locales comerciales de la playa de Las Teresitas esté listo en tres meses

16.12.2015 | 12:44
El inacabado edificio de aparcamientos y locales comerciales de la Playa de Las Teresitas.

El alcalde de Santa Cruz, el nacionalista José Manuel Bermúdez, ya ha ordenado que se redacte el proyecto para demoler en su totalidad el inacabado edificio de aparcamientos de la playa de Las Teresitas, más conocido como mamotreto. El primer edil de la capital tinerfeña anunciaba ayer esta decisión tras conocer el contenido del informe elaborado por los servicios jurídicos municipales en el que se le informa de que el futuro Plan Especial que ordenará el frente de la playa de Las Teresitas "no es instrumento ni constituye norma para legalizar las obras acometidas y declaradas judicialmente ilegales", explica dicho documento al que ha tenido acceso la opinión de tenerife.

"Ya he dado la orden para que comience la redacción para demoler en su totalidad el edificio inacabado de aparcamientos de la playa de Las Teresitas, por lo que confío en que esté listo en unos tres meses para poder iniciar los trabajos que permitan dar cumplimiento a la sentencia", aseguró el regidor municipal, quien añadió que la "voluntad" del Consistorio ha sido siempre la de respetar el fallo judicial.

A principios del pasado mes de noviembre, el Ayuntamiento de Santa Cruz recibía un oficio del Juzgado de lo Penal número 5 mediante el que se instaba al Consistorio a demoler "a la mayor brevedad posible" el edificio de aparcamientos y locales comerciales de la playa de Las Teresitas. Tal y como adelantó la opinión de tenerife en su edición del pasado 11 de noviembre, el documento ordenaba al Ayuntamiento a derribar la parte del edificio que invade la zona de servidumbre de protección y dominio público marítimo terrestre, es decir, 420 metros cuadrados de los 4.000 totales que ocupa el inmueble.

En cuanto al resto de la edificación, el Juzgado también exigía su demolición salvo que el Consistorio pudiese acreditar la existencia de alguna norma o planeamiento que pudiera legalizarlo. Asimismo, en el oficio también se le recordaba que, en abril, le había remitido una providencia indicándole que tanto la sentencia del caso mamotreto de 19 de febrero de 2014 –dictada por el Juzgado de lo Penal número 5– como el fallo firme de la Audiencia Provincial de fecha 18 de noviembre de 2014 se establecía la obligación de "demoler todo lo construido". No obstante, dicha providencia recordaba que "excepcionalmente se permitió que en ejecución de sentencia pudiera dejarse sin efecto el derribo de la parte que no invade servidumbre de protección, en el caso que se acreditara una modificación del planeamiento que haga innecesaria dicha demolición al posibilitar la legalización de la obra".

Tras recibir dicho oficio, Bermúdez encargaba al área de Infraestructuras y Obras que iniciara el expediente para dar cumplimiento al requerimiento del Juzgado de lo Penal número 5 de Santa Cruz, en aquella parte de la construcción que invadía la zona de servidumbre y también ordenaba a los servicios jurídicos de la Gerencia de Urbanismo que emitieran un informe en el que se aclarara si la parte del inmueble que no invadía la zona de servidumbre podría permanecer en pie.

El motivo por el que el regidor solicitaba dicha información se debió a la existencia de una ficha indicativa en el Plan General de Ordenación (PGO) en la que se especifica que en el mismo lugar en el que hoy se levanta el mamotreto, se prevé un aparcamiento subterráneo.
Además, Urbanismo ya está trabajando en la redacción del futuro Plan Especial que ordenará la playa, un documento en el que se debe recoger lo que figura en el PGO, es decir, dicho aparcamiento.

Sin embargo, y a pesar de que el PGO recoge la construcción de un aparcamiento, en el documento elaborado por los servicios jurídicos se informa al alcalde de que "la sentencia de 19 de febrero de 2014 del Juzgado de lo Penal 5 es firme y tiene valor de cosa juzgada" y asegura que "no existe impedimento físico o jurídico para el cumplimiento de la sentencia en sus estrictos términos". "Conforme a la doctrina del Tribunal Constitucional y del Supremo una previsible normativa o del planeamiento no es razón para no cumplir la sentencia en todo su alcance y contenido", especifica.

En cuanto al Plan Especial aclara que si dicho documento es enviado este mes al Gobierno de Canarias, podrá aprobarse de manera inicial en el pleno del próximo marzo, por lo que aún habrá que esperar por dicho plan. Por estos motivos, el alcalde ha decidido demoler el inmueble de aparcamientos, un coste que deberán abonar los condenados en el caso mamotreto.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine