Tenerife| 2030

El Cabildo propone que la Universidad se adapte a las demandas empresariales

La Corporación insular pretende crear una oficina para que los alumnos hagan los proyectos de fin de carrera de acuerdo a las necesidades de las entidades privadas

16.11.2015 | 02:20
Jornadas de puertas abiertas en el Instituto de Astrofísica de Canarias. |

El Cabildo tiene en mente crear para el próximo ejercicio una oficina que ponga en contacto a las empresas con la Universidad de La Laguna (ULL). El consejero insular de Tenerife 2030: Innovación, Educación, Cultura y Deportes, Antonio García Marichal, considera que la institución educativa se desarrolla "muy de espaldas a la industria" y, por este motivo, ve necesario generar un nexo que permita a ambos sectores trabajar de forma coordinada. Esta será una de las funciones que tendrá el Parque Científico y Tecnológico, que se encargará de detectar entidades con determinadas necesidades interesadas en buscarles respuesta. La propuesta de la Corporación es que sean los propios estudiantes los que den una solución a sus demandas a través de sus trabajos de fin de grado o posgrado.

El responsable del área asegura que en la actualidad el contacto entre la empresa y la ULL "no existe" y afirma que lo que se pretende con esta iniciativa es que los proyectos que interesan al sector privado se desarrollen "dentro" de la Universidad. "Por ejemplo, un alumno que hace una carrera tecnológica tiene que hacer un proyecto y, en vez que de que investigue cualquier cosa, lo que se persigue es que lo haga sobre la temática concreta que pide una empresa", explica.

El Parque Científico y Tecnológico haría de nexo entre ambos colectivos y García Marichal defiende que esa relación podría incluso ayudar al alumnado a encontrar un puesto de trabajo en la entidad en la que ha participado con su trabajo de fin de carrera, mientras que en la actualidad desarrolla ideas "que probablemente no interesan". La intención del Cabildo es poner en marcha esta oficina el próximo año para que funcione "como interlocutor" entre la ULL y el empresariado porque en estos momentos "no se escuchan". Así, el sector privado conseguiría posibles respuestas a sus demandas "dentro de la Universidad", insistió.

Recuerda que el Parque Científico trabaja en cuatro sectores estratégicos: las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC), el turismo y la innovación, la biotecnología y la sostenibilidad. El 85% de las empresas que se dirigen a este organismo dependiente del Cabildo están relacionadas con estos grupos, mientras que el 15% restante está relacionado con otros ámbitos, como el de la comunicación. En todos esos casos, esa oficina contactaría de forma directa con las entidades de esos entornos para conocer sus necesidades y, en función de sus demandas, buscarles dentro de la Universidad una solución. "Vamos a ser proactivos y vamos a tocar a las empresas", subraya el consejero insular de Tenerife 2030.

Por otro lado, García Marichal informa de que la Corporación insular también contempla otras acciones para 2016 con el objetivo no solo de acercar la innovación y la emprendeduría a los más pequeños, sino además ayudar a los adultos a formarse en estos aspectos. Entre las actividades para facilitar la inmersión en estos ámbitos, el responsable del área destaca el Foro de Innovación, Tenerife Invierte y Tenerife Lan Party, estas tres para los mayores, mientras que los niños cuentan con varios eventos como el First Lego League. Como novedad para los menores, el consejero insular Tenerife 2030 cita la futura escuela de vocaciones científicas que prevé poner en marcha el año que viene.

Según explica, se trata de un programa que se impartirá por los colegios de la Isla y a los estudiantes de entre nueve y 16 años. El objetivo es que los alumnos sepan cuáles son las carreras que se van a desarrollar en la Isla en el futuro e intentar despertar en ellos la curiosidad por esas materias, las cuales están "vinculadas a los cuatro sectores estratégicos del Parque Científico y Tecnológico [TIC, turismo, biotecnología y sostenibilidad]", puntualiza.

García Marichal manifiesta que dentro de un periodo corto de tiempo diversas empresas vendrán a instalarse a la Isla y asegura que demandarán perfiles relacionados con esos ámbitos, por lo que la finalidad de esta acción es comenzar a inculcar en los más pequeños el interés por ese tipo de profesiones. Pero el responsable del área especifica que esa escuela de vocaciones científicas no solo se encargará de dar charlas en los colegios, sino que también desarrollará talleres y actividades extraescolares que puedan impartirse tanto en los centros educativos como fuera de ellos, como una visita al Instituto Tecnológico y de Energías Renovables (ITER), menciona a modo de ejemplo.

El Cabildo pretende con estas actividades que los estudiantes "vean las posibilidades de desarrollo y que con 25 años ya tengan la formación básica para que afronten el mercado laboral". El consejero insular de Tenerife 2030 apunta que el presupuesto estimado para poner en marcha esta iniciativa el próximo año es de 330.000 euros pero añade que la intención es que el proyecto se prolongue en el tiempo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine