El Consistorio recaudará este año cuatro millones de la lucha contra el fraude fiscal

En lo que va de 2015 ya se han localizado 3,2 millones tras inspeccionar a las empresas de la capital que no están cumpliendo con sus obligaciones tributarias

25.10.2015 | 02:00

El Ayuntamiento de Santa Cruz recaudará este año cuatro millones de euros en la lucha contra el fraude fiscal en el municipio, en relación a las empresas que no están cumpliendo con sus deberes tributarios. Así lo ha manifestado a la opinión de tenerife el concejal de Hacienda, el nacionalista Juan José Martínez, quien apunta que ya en los primeros nueve meses del año se han contabilizado 3,2 millones de euros tras llevar a cabo la inspección de las entidades instaladas en el municipio.

El Plan de Lucha contra el Fraude Fiscal del Consistorio chicharrero abarca especialmente el Impuesto de Actividades Económicas (IAE) y la tasa de recogida de basuras de negocios que abonan fundamentalmente los grandes contribuyentes, que son las empresas que tienen facturaciones superiores al millón de euros anual, incluido el sector hotelero y el financiero. El Ayuntamiento de la capital cuenta desde la legislatura pasada con una unidad de lucha contra el fraude fiscal, formada por tres inspectores, cuya función es comprobar si las empresas instaladas en el municipio están al corriente de sus obligaciones tributarias. En caso contrario, estos inspectores les comunican tanto el cobro como la sanción correspondiente.

Precisamente, a lo largo de 2014 se registraron más de 230 sanciones a empresas por incumplimiento de sus deberes tributarios, derivadas de 315 inspecciones con sus correspondientes actas. Con la imposición de estas multas, el Consistorio chicharrero logró recaudar el año pasado más de 50.000 euros. Según han explicado fuentes municipales, en la mayoría de los casos las sanciones se han puesto porque las entidades habían declarado datos que no eran ciertos, como, por ejemplo, un hotel que estaba abonando los impuestos municipales por 20 camas, cuando en realidad tenía el doble, o el caso de una entidad que ejercía dos actividades y solo declaraba una.
El concejal de Hacienda del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife informa de que en los tres primeros meses de este año, y a raíz del plan de inspección fiscal, ya se han realizado 167 liquidaciones del impuesto sobre el incremento de valor de los terrenos de naturaleza urbana o plusvalía y ocho liquidaciones de la tasa de gestión de residuos sólidos urbanos (basura de negocios).

Por otra parte, el edil Juan José Martínez indica que los cuatro millones que se recaudarán en 2015 gracias a la unidad de lucha contra el fraude fiscal se sumarán a los 10 millones de euros correspondientes a los recibos que se han enviado a la vía de la recaudación ejecutiva, y que sí están contabilizados, a diferencia de los tributos analizados en el Plan de Inspección Tributaria.

El Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife acude a la vía de la recaudación ejecutiva cuando las empresas no abonan sus impuestos en el periodo de cobro voluntario que establece la Corporación local a lo largo del año. Si las entidades tampoco pagan sus tributos en los plazos establecidos por la vía ejecutiva, entonces el Consistorio chicharrero acabará embargando sus cuentas y sus bienes, según recuerda el responsable del área de Hacienda.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine