La Laguna

Un empresario se hace con las grúas del municipio para sacar a flote el servicio

El nuevo propietario adquiere Autogrúas Poli por el precio simbólico de un euro y asume a cambio los 600.000 euros de deuda que había generado la empresa

07.10.2015 | 14:57
Uno de los vehículos del servicio de grúas.

Un empresario procedente del sur de la Isla, concretamente el dueño de la empresa que gestiona el servicio de grúas en el municipio de Adeje, ha comprado Autogrúas Poli. La intención de este nuevo propietario es sacar a flote el servicio, que lleva más de un año intervenido por el Ayuntamiento de La Laguna, y sanear las cuentas de la mencionada entidad.

La compraventa se ha firmado por el precio simbólico de un euro ya que, a cambio, el nuevo propietario se hará cargo de los 600.000 euros de deuda que ha acumulado la empresa.

Gracias a esta compra, y una vez se resuelva el expediente que implica, el nuevo propietario saldará esa deuda, que mantenían a Autogrúas Poli e en una situación insalvable. También es probable que el nuevo dueño deba asumir la indemnización por despido de algunos de los empleados.

A cambio, el nuevo propietario consigue los derechos sobre la concesión del servicio público de retirada de vehículos de la vía pública en La Laguna. Esta concesión se realizó en su día por 25 años de los que aún quedan, al menos, unos doce más.

Una vez comprada la empresa, queda resolver los casos particulares con los trabajadores y poner al día todas las cuentas y documentos. No hay que olvidar que los propios empleados realizaron a principios de años denuncias sobre la falta de documentación en los vehículos. En febrero, los trabajadores aseguraron que estaban trabajando sin tarjeta de transporte. Al parecer, esta tarjeta no había sido renovada al carecer los vehículos de las condiciones necesarias.

Es probable que el a finales de este año el Consistorio levante la intervención que se vio obligado a realizar el pasado 2014 ante la amenaza de que la empresa no pudiera llevar a cabo el servicio que tenía asignado. La medida se adoptó siendo concejal de Seguridad el ahora alcalde, José Alberto Díaz, como una "asunción temporal de la ejecución directa del servicio".

Esta decisión fue asumida de forma temporal y debido a que sobre Autogrúas Poli pesaban sendos embargos de la Seguridad Social y de Hacienda. Además, en ese momento le debía a sus empleados unas cinco nóminas. Desde entonces, el Consistorio ha sido el encargado de velar por el pago a los empleados y el cumplimiento de las condiciones técnicas del servicio. Con todo, y a lo largo de estos meses, han sido habituales las denuncias de los empleados por el impago de sus servicio. Por este motivo, los representantes sindicales exigieron que se sacara de nuevo a concurso este servicio.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine