Estado y Gobierno canario invirtieron 735 millones más en la provincia de Las Palmas

Carlos Alonso utiliza un análisis de los datos oficiales de financiación de carreteras para subrayar que Santa Cruz de Tenerife ha sido marginada de forma contundente

09.10.2015 | 10:21
Estado y Gobierno canario invirtieron 735 millones más en la provincia de Las Palmas

"Primer aporte de datos para la Comisión del desequilibrio". Carlos Alonso, presidente del Cabildo de Tenerife, apuntó esto en su cuenta de la red social de Twitter, con un enlace a una información del ABC. Alonso y tantos otros representantes de administraciones y empresarios tinerfeños entienden que se ha producido en los últimos años un desequilibrio inversor entre Tenerife y Gran Canaria que ha favorecido a esta última Isla capitalina. De ahí que se haya creado un movimiento, Tenerife se mueve, para reivindicar un reparto más equitativo de las inversiones y que ha llegado la hora de que Tenerife sea la prioridad. El diario ABC se basa en datos oficiales para informar de que el equilibrio en la financiación pública ha desaparecido desde el estallido de la crisis. Desde entonces, desde los presupuestos de 2008, el destino de 64 de cada cien euros de las obras que los gobiernos han puesto en licitación ha estado en la demarcación de la provincia de Las Palmas, asegura el diario en su edición de Canarias.

Según este análisis, entre 2000 y 2007, si se suman todas las cuantías de las administraciones regional y estatal, se sacaron trabajos a licitación en la provincia oriental por un importe de 2.381 millones de euros, solo seis menos que en la de Santa Cruz de Tenerife, donde fueron 2.386 millones. Un equilibrio casi total que se terminó en 2008, con el comienzo de la crisis. Los ejecutivos regional y estatal, según ABC, ya pusieron obras en licitación ese año en Las Palmas por montantes sensiblemente superiores a los de los trabajos en licitación en la provincia occidental. Fueron 664 millones de euros para Gran Canaria, Fuerteventura y Lanzarote (455 de las arcas estatales y 209 de las de la comunidad autónoma) y 236 millones para la provincia tinerfeña (139 y 97 millones respectivamente). En los años siguientes, de 2009 a 2015, la diferencia se agrandó. La Administración central sacó obras a licitación en la provincia de Las Palmas por 844 millones, mientras la Administración autonómica lo hizo por 841 millones. En la provincia occidental, la suma por la que el Gobierno llevó trabajos a licitación fue 382 millones de euros, 186 menos que en el caso del Ejecutivo del Archipiélago (568 millones). Entre ambas administraciones promovieron obra pública en las islas orientales por una cuantía de 1.685 millones de euros, mientras que fueron 950 millones en Tenerife, La Palma, La Gomera y El Hierro. Una diferencia de 735 millones de euros, es decir, de un 77,4%.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine