Santa Cruz

El Ayuntamiento reabre al baño la playa de Las Teresitas

Sí se puede asegura que la contaminación detectada proviene de una conducción de desagüe de Emmasa, lo que la empresa niega

26.09.2015 | 00:27
Playa de Las Teresitas, en Santa Cruz de Tenerife.

El Ayuntamiento de Santa Cruz ha reabierto al baño en su totalidad la playa de Las Teresitas, después de que los últimos análisis del agua en busca de la bacteria E.coli y de estreptococo resultasen negativos. Un tramo de la playa, en concreto el comprendido entre el puesto de Cruz Roja y el final de la zona de baño, fue cerrado el martes al mediodía tras detectarse una presencia elevada de E.coli, una bacteria que se localiza en las heces.

La cantidad de este contaminante que los técnicos municipales encontraron en los análisis rutinarios que se realizan en Las Teresitas sobrepasó la permitida para considerar óptimo y seguro el baño, por lo que se procedió al cierre de dicho tramo. Ayer, y tras los últimos estudios realizados, que resultaron negativos, el Consistorio decidió reabrir la playa. Reabierta Las Teresitas, el Ayuntamiento de Santa Cruz aprovecha para agradecer "una vez más a la ciudadanía su civismo y comprensión, así como el respeto a las indicaciones dadas por las autoridades competentes".

El área de Medio Ambiente, que dirige el concejal Carlos Correa, del PP, cree que la causa de lo sucedido es el vertido de un barco. Sin embargo, el partido de la oposición Sí se puede afirma que la contaminación detectada en al menos una parte de la Playa de Las Teresitas se debe a un vertido que proviene de una conducción de desagüe de Emmasa (Empresa Mixta de Aguas de Santa Cruz) existente en la zona del Instituto Nacional de Oceanografía y que "expulsa directamente en la orilla –no a través de un emisario– unas aguas que no cuentan con el tratamiento previo adecuado". Pero tanto el Ayuntamiento capitalino como Emmasa niegan tal afirmación.

El portavoz de Sí se puede en el Consistorio chicharrero, Pedro Fernández Arcila, considera que estos vertidos podrían ser constitutivos de un presunto delito ambiental, "dado que afectan a una zona de baño, la principal de Santa Cruz, y a la Zona de Especial Conservación de los sebadales de San Andrés". "Según se señala en el Censo de Vertidos de la Viceconsejería de Medio Ambiente del Gobierno de Canarias, este vertido tiene un caudal de 28,16 metros cúbicos por hora de agua residual urbana, afecta al baño y la pesca en una zona urbana y presenta olores y sólidos, grasas o espumas, razón por la que tiene la calificación de muy grave", indica Arcila.

Sin embargo, el área de Medio Ambiente de la Corporación local, apunta que "lo que existe en la zona del Oceanográfico es un pozo filtrante por decantación que, según el informe del año 2007 del Gobierno de Canarias, presenta un riesgo de contaminación inapreciable y no evacua ni sólidos, ni algas ni malos olores". Además, añaden fuentes municipales, el problema se produjo a varios kilómetros de donde se encuentra el pozo.

Por su parte, la Empresa Mixta de Aguas de Santa Cruz de Tenerife quiere dejar claro que "no hay ninguna infraestructura de saneamiento gestionada por Emmasa que vierta en la Playa de Las Teresitas". "Algunos responsables políticos están intentando convertir cualquier incidente, cualquier hecho, en un argumento contra la gestión de Emmasa. Pero se equivocan. No tenemos ninguna responsabilidad en este sentido. Lo único que hacen es crear alarmismo", añaden fuentes de la Empresa Mixta de Aguas de la capital.

Pero a pesar de estas explicaciones, Sí se puede sigue insistiendo en que existe una "conducción de desagüe, que, como indica la ficha del censo de la Viceconsejería, vierte en la misma orilla". "Al tratarse de un desagüe de esta naturaleza, la norma exige que las concentraciones de las sustancias contaminantes presentes en el afluente resulten inferiores a los valores establecidos como objetivos de calidad para la zona receptora, una situación que no se produce en este caso, porque el vertido se realiza sin ningún tratamiento previo adecuado", comenta Pedro Arcila. "De esta manera, tanto si se hubiera otorgado autorización como si no, estaríamos ante un caso claro de delito ambiental", añade el edil.

Asimismo, la Asociación Tinerfeña de Amigos de la Naturaleza (ATAN) también mantiene que existe un vertido de aguas residuales al mar dentro del área de influencia de la Playa de Las Teresitas. "Se trata de la conducción de desagüe de San Andrés, identificado por el Gobierno canario", dice.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine