La Laguna

40 policías controlarán los escenarios en la fiesta de La Pamela del próximo lunes

La Guardia Civil realizará controles de alcoholemia en las entradas a Tejina desde La Laguna, Bajamar y Valle de Guerra

28.08.2015 | 12:46
Asistentes a una edición anterior de la fiesta de La Pamela.

La fiesta de La Pamela de Tejina, que se celebrará el próximo lunes, promete ser este año más segura que nunca para evitar los incidentes que se produjeron en la edición anterior. Para ello, 40 policías nacionales y locales trabajarán para controlar las tres zonas principales de fiesta que hay distribuidas este año por todo el pueblo: plaza de la iglesia, El Ramal y calle Arriba. Además, la Guardia Civil realizará controles de alcoholemia en las tres entradas de Tejina desde La Laguna por Las Canteras; desde Bajamar y el acceso por Valle de Guerra.
La presidenta de la Comisión de Fiestas de este año, Laura Hernández, resaltó que esta decisión se ha tomado tras su petición a la Subdelegación del Gobierno con el fin de tener una fiesta más segura. "Queremos que la gente se conciencie de que es una buena fiesta que debemos mantener".

Para hacer más efectiva la presencia de los policías, la presidenta recuerda que una de las solicitudes que realizaron es que los agentes no se queden en un punto fijo durante las celebraciones, sino que circulen, sobre todo, por los tres escenarios principales de las fiestas para que haya más sensación de control y seguridad. Además, los policías locales y nacionales estarán reforzados por los guardias civiles, ya que además de los controles de alcoholemia se unirán a las patrullas por las calles del pueblo.

Y el control no se queda ahí, ya que los propios miembros de la Comisión de Fiestas están en contacto directo con los cuerpos de seguridad, por lo que estarán atentos para denunciar cualquier caso que consideren que afecta negativamente a la celebración.

El trabajo de los agentes será, principalmente, para evitar que se realicen botellones por el pueblo, sobre todo, con botellas de cristal. Así, en los recintos de la fiesta podrá consumirse alcohol, ya que los propios quioscos lo venden, pero matiza Laura Hernández, que estos también tienen prohibido utilizar vasos de cristal. "No podemos permitir que al día siguiente de la fiesta haya cristales tirados por todo el pueblo, por que es un peligro para los propios vecinos", destaca.

Otro de los problemas del pasado año, que más molestó a los vecinos, fue que algunos de los asistentes utilizaron las calles e incluso puertas de las viviendas como baños públicos. En este sentido, la presidenta de la Comisión de Fiestas recuerda que en esta edición de las fiestas en honor a San Bartolomé, "se ha aumentado la cifra de baños públicos, por lo que son el doble de los que había el año pasado". Además, los operarios de Urbaser –empresa concesionaria que realiza la recogida de basura y limpieza de las calles en el municipio– iniciarán su trabajo una vez concluya la fiesta y se despejen las zonas acotadas con los escenarios con el fin de evitar que el pueblo aparezca repleto de basura al día siguiente de la celebración de La Pamela. Laura Hernández agradeció la labor tanto de la Policía como de los miembros de Urbaser en estos primeros días de fiesta en la calle.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine