Santa Cruz

El PSOE exige al alcalde que deje la depuradora en manos del Cabildo

Martín asegura que Aurelio Abreu quiere asumir el tratamiento de los residuos que se vierten al mar en el área metropolitana

15.08.2015 | 02:00
Instalaciones de la depuradora de Buenos Aires, en Santa Cruz de Tenerife.

El portavoz del Partido Socialista en el Ayuntamiento de Santa Cruz, José Ángel Martín, exigió ayer al alcalde del municipio, el nacionalista José Manuel Bermúdez, que ceda la gestión de la depuradora del agua al Cabildo de Tenerife. En este sentido, el edil de la oposición aseguró que desde la Corporación Insular, su vicepresidente, Aurelio Abreu, ya le ha transmitido la posibilidad de que sea el Cabildo quien gestione el tratamiento de los residuos que se vierten al mar en el área metropolitana, una tarea que hasta ahora ha asumido, previo pago de los municipio de La Laguna y El Rosario, el Ayuntamiento de Santa Cruz a través de Emmasa.

"La depuradora no es de Santa Cruz, sino que es un instrumento supramunicipal y que por tanto da servicio a varios municipios de la Isla", aseguró Martín para añadir que considera "amenazas" las palabras de Bermúdez cuando el alcalde asegura que dejará de tratar el agua de los municipios vecinos. En este sentido, el edil socialista recordó que el municipio de La Laguna tiene un contrato con Emmasa por el que paga 1,2 millones de euros al año para que se depuren sus aguas en el término municipal de Santa Cruz. Por su parte, El Rosario paga 400.000 euros. "La depuración de agua no es gratuita, sino que pagan por ella los otros municipios al igual que pagan los vecinos de Santa Cruz", añadió. "Estaría bien conocer en qué se ha gastado ese dinero, en qué se ha destinado, por qué no se ha utilizado en incrementar la capacidad de la depuradora", remarcó Martín.

Juzgados

Asimismo ha recordado que "desde hace dos años hay una causa penal abierta en los Juzgados con imputaciones de varios miembros de anteriores equipos de gobierno y técnicos del Ayuntamiento por los vertidos incontrolados de aguas al mar", recordó. En su opinión, "este es el tema que se intenta ocultar detrás de las amenazas del señor alcalde". "Santa Cruz lleva muchos años vertiendo agua ilegalmente por encima de las autorizaciones que nos permite la Comunidad Autónoma", sentenció el socialista.

Además señaló que el Ayuntamiento puede estar "ante un presunto delito medioambiental de vertidos de aguas". Ese podría ser un motivo más que suficiente para "ser multado o estar bajo una investigación penal", subrayó. "La depuradora no tiene en estos momentos la capacidad para tratar las aguas debido a que es una depuradora de los años 60, que se ha quedado obsoleta debido, sobre todo, al aumento de la población y a que no se ha invertido un solo euro en ella", dijo.

Por su parte, el también concejal de la oposición, el socialista Andrés Casanova, aseguró que José Manuel Bermúdez y Emmasa "intentan hacer partícipes de sus errores a los vecinos de Santa Cruz y a los municipios de La Laguna y El Rosario cuando ellos han pagado sus cuotas" por realizar ese servicio de tratamiento del agua.

En este sentido, añadió que el Ayuntamiento capitalino puede estar incurriendo en un grave incumplimiento del contrato que tiene con los municipios vecinos en lo que al tratamiento del agua se refiere, ya que se les ha cobrado un canon de depuración por acciones que luego no se han llevado a cabo. A esto se une, además, "que tanto Bermúdez como Emmasa han provocado un daño ecológico en el ecosistema marino de la ciudad", sentenció Andrés Casanova.

Su compañera de formación, Elena Mateo, aseguró que le "parece increíble" que el alcalde exija explicaciones al Partido Popular en el Gobierno del Estado sobre las obras de acondicionamiento que no ha llevado a cabo en la depuradora mientras que "está dispuesto a gobernar" en Santa Cruz con los populares.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine