La polémica de las depuradoras

Santa Cruz tira al mar 10 piscinas olímpicas de aguas negras cada día

El Ejecutivo exige al Ayuntamiento y a Emmasa que justifiquen por qué se depuran solo 23.000 metros cúbicos al día cuando la capacidad "teóricamente es de 90.000"

13.08.2015 | 13:31
Vista panorámica del Muelle de La Hondura desde la depuradora de Buenos Aires, en Santa Cruz de Tenerife.

El Gobierno de Canarias avisa que los vertidos de aguas residuales que se están produciendo en el litoral de Santa Cruz, en el Muelle de La Hondura, afectan a la calidad de las aguas de baño del municipio, fundamentalmente a las del entorno del Parque Marítimo. Tanto la playa que se encuentra en dicho lugar, y a pesar de que hay un cartel en el que se indica que no se recomienda el baño, como el muellito y la zona del Palmétum son utilizadas por numerosos bañistas para disfrutar del mar. La cantidad de aguas negras que se vierte al mar cada día, unos 25.400 metros cúbicos según los informes de la Comunidad Autónoma, llenaría 10 piscinas olímpicas.

El Ejecutivo canario, y tal y como adelantó la opinión de tenerife el pasado 31 de julio, ha abierto un expediente al Ayuntamiento chicharrero y a Emmasa (Empresa Mixta de Aguas de Santa Cruz) en el que amenaza con retirar por "incumplimientos claros y reiterados" la autorización de vertido de aguas residuales al mar concedida en 2005 al Consistorio y con iniciar un procedimiento sancionador. Asimismo, les insta a que ejecuten las actuaciones necesarias en la depuradora de Buenos Aires y en la estación de pretratamiento y bombeo de Cabo Llanos para adaptar el sistema de depuración y vertido a la legislación vigente. Entre los incumplimientos se encuentra precisamente el hecho de que el caudal que llega al mar, porque no está siendo tratado en la depuradora, esté afectando a la calidad de las aguas de baño.

Asimismo, el Gobierno de Canarias, a través de la Dirección General de Protección de la Naturaleza, ha exigido al Consistorio de la capital y a Emmasa que expliquen por qué la depuradora de Buenos Aires solo está tratando unos 23.000 metros cúbicos de agua al día, cuando "teóricamente la capacidad es de 90.000 metros cúbicos, sin que además haya documento alguno donde se justifiquen estos cambios". Incluso, los propios técnicos municipales consideran "muy necesario e importante para los intereses del Ayuntamiento de Santa Cruz encargar un informe sobre la capacidad real de la depuradora a una entidad con la mayor cualificación y experiencia posible". "También se estima que dicha empresa debe ser neutral y sin relación con los entes involucrados", han manifestado los técnicos del Consistorio.

Pero tanto el Gobierno local, formado por Coalición Canaria y por el Partido Popular, como Emmasa han explicado que se vierte agua al mar porque la depuradora de Buenos Aires no tiene capacidad para tratar todo el caudal que le llega desde Santa Cruz y desde los municipios de La Laguna y de El Rosario. Asimismo, el alcalde de la capital, el nacionalista José Manuel Bermúdez, ha dicho en varias ocasiones que con la obra de la ampliación de la depuradora, que ejecutará el Estado, se pondrá solución a este problema. "Estamos esperando a que el Gobierno central saque a concurso los trabajos", ha manifestado el regidor. Sin embargo, el Ejecutivo canario ha advertido de que, en ningún caso, se admitirá como válido vincular las actuaciones exigidas al Ayuntamiento y a Emmasa a la posible licitación y ejecución por parte del Estado de la ampliación de la depuradora.

Otro de los incumplimientos que denuncia el Gobierno de Canarias se refiere al hecho de que se están vertiendo al mar más de 25.400 metros cúbicos al día, cuando la limitación del caudal máximo es de 1.000 metros cúbicos a la hora. También se señala que no se están llevando a cabo las reducciones exigidas, que corresponden, entre otras, a un 20% en sólidos en suspensión.

Por otra parte, y según también adelantó la opinión de tenerife el pasado 31 de julio, la Unión Europea ha denunciado que el 80% de las aguas residuales de Santa Cruz se vierten al mar sin tratamiento previo, motivo por el cual ha abierto un expediente de queja. Además, las autoridades españolas, según consta en un informe del Gobierno de Canarias, han confirmado "el incumplimiento de la normativa aplicable de la legislación de la Unión Europea".

Asimismo, la Agencia de Protección del Medio Urbano y Natural (Apmun) inició un expediente sancionador contra el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife y contra Emmasa que finalmente ha suspendido a petición del Juzgado de Instrucción número 3, porque el vertido de aguas residuales al mar en el municipio chicharrero se está investigando.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine