La Delegación de Gobierno archivará la denuncia por la 'ley mordaza' a un vecino

Cree que las críticas del joven a la Policía no se ajustan a los casos que prevé la normativa

01.08.2015 | 02:00

Los servicios jurídicos de la Delegación del Gobierno en Canarias abogan por archivar la propuesta de sanción instruida el pasado día 22 por la Policía Local contra un joven vecino del municipio por unas opiniones que realizó en una red social en las que criticaba la iniciativa del Ayuntamiento para trasladar las dependencias policiales a otro edificio a partir del próximo lunes. Dicha acta de denuncia se le entregó a Eduardo Díaz Coello apenas unas horas después de que vertiera sus comentarios en la página oficial de Facebook de la alcaldesa Carmen Luisa Castro Dorta. El agente municipal que instruyó el acta lo hacía en base a la Ley Orgánica 4/2015, de 30 de marzo de Protección de la Seguridad Ciudadana, conocida como ley mordaza, vigente desde el pasado 1 de julio.

Tal y como adelantó la opinión de tenerife hace una semana, dicha propuesta de sanción se elevó posteriormente a la Delegación de Gobierno que es la institución competente para, si procede, imponer una sanción administrativa que en este caso hubiera supuesto una multa entre 100 y 600 euros.

Díaz Coello, que suele escribir en la página de Facebook La Franja de Guaza sobre asuntos que atañen a su municipio, hizo sus críticas en la página oficial que Castro Dorta tiene en esta red social diciendo que: "La Policía Local de Güímar, que rescata pichones y a gente atrapada en los baños (jeje) pasará a tener unas instalaciones más grandes que las de la Guardia Civil. Cracks!".

En un segundo comentario, Díaz Coello se refería así: "Por cierto... para cambiar la función de un edificio público no hace falta un expediente? (Las tonterías de la Admon.) Ya lo tienen? O gambada como la de la piscina?", escribía el joven. En un tercer comentario concluía que: "Lo mejor para controlar a una casta de escaqueados, bien acomodados en convenios y estatutos, es alejarlos del centro de poder. Sí señor. Qué grandes. Y para bordar la jugada les ponen un kioskito con caipiriñas, hamacas y una piscina".

El agente que firmó la propuesta de sanción lo hizo en base a la interpretación del artículo 37.4 de la normativa que viene a señalar como infracción leve "las faltas de respeto y consideración cuyo destinatario sea un miembro de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad en el ejercicio de sus funciones de protección de la seguridad, cuando estas conductas no sean constitutivas de infracción penal". Pese a que eso es justamente lo dice la ley, el agente que redactó o que al menos firmó el acta de denuncia motivó la propuesta de sanción por: "Realizar comentarios faltando el respeto y consideración al colectivo de la Policía Local de Güímar a través de las redes sociales (Facebook)". Es el propio policía local el que señala al "colectivo de la Policía Local" como agraviado y no "un miembro de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad en el ejercicio de sus funciones de protección de la seguridad", como señala expresamente la norma.

El caso fue publicado por este periódico en su edición del pasado día 24 y generó numerosas críticas en todos los ámbitos saltando, incluso, a las páginas de los principales rotativos e informativos nacionales días después.

Ayer, la delegada del Gobierno en Canarias, María del Carmen Hernández Bento, negaba a Efe que "se haya sancionado a un vecino de Güímar por sus comentarios contra la Policía Local" y aseguró que este Cuerpo "únicamente levantó un acta, que debe remitir a la Delegación del Gobierno para hacer la calificación, ya que las fuerzas locales de seguridad carecen de competencias para sancionar en virtud de esta ley". "Aún no se ha calificado y existe la posibilidad de que finalmente no haya sanción", concluyó Hernández Bento.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine