Tirón de orejas por la basura ilegal

La UE critica que la Isla no haya hecho nada para acabar con los cuatro vertederos incontrolados que mantiene pese a sus denuncias

23.07.2015 | 13:15
Basura acumulada en el barranco de Jagua, en Santa Cruz de Tenerife.

Los cuatro grandes vertederos ilegales que existen en la Isla, localizados en Guía de Isora, Güímar, Granadilla de Abona y Santiago del Teide, continúan sin clausurarse siete años después de que la Unión Europea lanzara la primera advertencia a España sobre la presencia de estos basureros irregulares y de otros del país. Ahora, la Comisión Europea llevará a las autoridades españolas ante el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TUE) por la "persistencia de vertederos ilegales", entre ellos los cuatro de la Isla.

Europa ha dado dos plazos a Tenerife para acabar con los basureros incontrolados pero la Isla sigue sin cumplirlos. La Comisión Europea comenzó a investigar la presencia de estos estercoleros en los municipios tinerfeños –con los del resto del país– en 2008. Fue entonces cuando España se comprometió a clausurarlos y restaurarlos antes del 2011. La fecha prometida llegó pero la promesa no se cumplió.
Tres años después, en 2014, Bruselas volvió a recordar su denuncia ante "la pasividad" de las administraciones pero la amenaza tampoco surtió efecto.

Hace apenas unos días, la Comisión Europea anunció que ya no habían más ultimátum y alertó que llevaría a España ante el Tribunal de Justicia para "forzarla a acelerar el proceso". Aunque las autoridades locales de la Isla ya habían advertido que resultaba imposible clausurar los vertederos ilegales detectados por las autoridades europeas antes de que se cumplieran los plazos dados por Bruselas, lo cierto es que la presencia de basura acumulada en barrancos y desembocaduras sigue siendo una constante en la Isla dando lugar a muchos otros vertederos incontrolados, como el del barranco de Jagua en el municipio de Santa Cruz.

Así lo denuncian ecologistas como la portavoz de la asociación Ben Magec, Yasmina Encinoso, quien critica la "nefasta" gestión de los residuos que hay en la Isla. La activista asegura que la política de residuos de Tenerife "es inexistente". "Necesitamos medidas contundentes para concienciar a los ciudadanos", señala Encinoso. La ecologista considera que en la gestión de la basura "es imprescindible" que la sociedad "tome partido". "Las administraciones se lo tienen que poner muy fácil a los vecinos para que colaboren", añade.

"El menor interés"

La portavoz de Ben Magec en la Isla considera que "no se percibe interés por parte de las administraciones por hacerlo bien". "Los ciudadanos dudan de lo que se hace con los residuos. Existe la leyenda urbana de que todos van a parar al mismo sitio a pesar que uno haga las separaciones oportunas", detalla Encinoso.

En este sentido, las asociaciones de ecologistas apuntan que las dificultades que existen para "hacer las cosas bien" llevan a muchos tinerfeños a usar cualquier rincón como basurero. "Solo la gente que está muy concienciada actúa en consecuencia, a los demás les resulta mucho más sencillo tirar los residuos de compleja clasificación en un barranco, por ejemplo, que hacerlo en los puntos limpios de los que apenas se tiene información y que normalmente está muy alejados", añade Encinoso.

La ecologista sostiene que las administraciones deberán acabar acatando las exigencias de la UE. "Esos vertederos no se pueden quedar ahí. Deberán restaurar la zona y hacer un plan de descontaminación así como estudiar las posibles consecuencias que puede llegar a tener esa acumulación de basura para el paisaje y los ciudadanos", apunta Encinoso. Aunque la portavoz concluye que lo mejor, "es hacer las cosas bien desde el principio". "Y eso se consigue a través de la concienciación", añade.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine