Usuarios de la playa canina denuncian la aparición de clavos en la arena

Creen que los pusieron vecinos en contra de que se puedan bañar los canes l La alcaldesa aclara que son restos de la Noche de San Juan

30.08.2013 | 02:00

Usuarios de los 200 metros de playa habilitados en el Puertito de Güímar para poder llevar a perros denunciaron ayer la aparición de clavos en la arena. Los usuarios se quejaron a la alcaldesa, Carmen Luisa Castro, y le señalaron que creen que pudieron haber sido colocados por vecinos que están en contra de que las mascotas puedan darse un chapuzón en esta zona de la playa güimarera.
Castro negó ayer que se traté de una acción para boicotear la medida. "Hemos acudido a inspeccionar la zona y creemos que el puñado de clavos encontrados proceden de los palés que ardieron en la última Noche de San Juan", aclaró la regidora del PP, quien subrayó "el éxito" de la apertura de este espacio. "Cada vez viene más gente y algunos municipios están estudiando seguir el camino que hemos emprendido en Güímar", dijo Carmen Luisa Castro, para recordar que un operario desinfecta una vez en semana los 200 metros para perros, que la Policía Local acude regularmente para hacer cumplir la normativa y que, de hecho, ya se han puesto dos multas, una por no recoger los excrementos de su perro y otra por dejarlo suelto fuera de la zona acotada.
La zona para mascotas, estrenada el pasado día 2, se llena cada día de personas procedentes de toda la Isla al tratarse de la única de estas características en Tenerife. Sin embargo, algunos residentes no lo ven bien pues consideran que la presencia de canes supone un foco de infección. Esto reconoció la alcaldesa, que matizó que las reticencias "van desapareciendo" a medida que los vecinos comprueban que la iniciativa no supone ningún riesgo para los bañistas y atrae a muchos visitantes al Puertito.

Enlaces recomendados: Premios Cine